Los «Milagrosos Mets» y la hazaña de 1969

Los «Milagrosos Mets» y la hazaña de 1969

 En 1962 se fundó el equipo Mets de Nueva York, una escuadra que no tuvo buenos resultados en sus primeras campañas y que se convirtió en la burla de la MLB… hasta que dieron la sorpresa en 1969. 

Partida de los Gigantes y Dodgers

En la década de los 50, los equipos de Nueva York fueron los reyes del béisbol. Los Yankees alcanzaron ocho veces la Serie Mundial y ganaron seis, los Dodgers lograron 6-1 y los Gigantes 1-1. En 1957, los dos últimos equipos partieron hacia California y dejaron su vacante en Nueva York

Muchas aficionados quedaron huérfanos de equipo y no fue hasta 1959 que se solventó la situación. William Shea quiso crear una nueva liga en la MLB, y tras un año de discusión, se decidió expandir las dos ya existentes con un equipo nuevo en cada una.

En la Liga Nacional no había equipos neoyorquinos desde la partida de los Dodgers y Gigantes, pero en 1962 debutó Metropolitans, mejor conocido como Mets

Primeros años para el olvido

Pese a querer replicar los éxitos alcanzados previamente por Gigantes y Dodgers, las primeras campañas de los Mets distaron mucho del objetivo inicial. Quedaron siempre en último o penúltimo lugar durante sus seis temporadas iniciales. 

El mayor problema radicó en, precisamente, querer replicar lo hecho por los dos equipos cuya sede nueva está en California. Hubo muchos fichajes provenientes de ambos planteles, pero se trataba de jugadores cuyos mejores años ya habían pasado. La falta de calidad era notable en la nueva franquicia de Nueva York

En 1967 hubo una luz de esperanza cuando contrataron a Tom Seaver, quien había sido reconocido como el Novato del Año, para así renovar su plantel. A su vez, el legendario Gil Hodges, quien ya había alcanzado la gloria con los Dodgers como jugador, tomó las riendas del banquillo

El año del milagro

La temporada de 1969 no inició de la mejor manera. Una dura derrota contra Montreal parecía ser el presagio de otra temporada para el olvido, pero no fue así. Los Mets lograron los mejores registros de la franquicia. Por primera vez estaban en la lucha por meterse en la serie de campeonato de la Liga Nacional

Lograron ganar la mitad de sus partidos, algo que jamás habían logrado, y todo fue mejorando. Alcanzaron la victoria en 38 de sus últimos 49 juegos, remontando una distancia de nueve partidos por debajo de los Cachorros de Chicago. 

En la serie de campeonato de la Liga Nacional, los neoyorquinos se enfrentaron a los Braves y no tuvieron mayor problema para ganar los tres juegos que daban el boleto a la Serie Mundial

En la última instancia, los Orioles fueron el equipo a vencer. Todo indicaba que los Mets no serían capaces de ganar el campeonato, y es que el equipo de Baltimore fue el mejor de la temporada regular… ganó el primer encuentro, pero cuatro victorias al hilo le otorgaron el primer título de Serie Mundial a una franquicia que estaba acostumbrada a perder, los «Milagrosos Mets».

Con información de: Marca / Milenio / El Espectador / Foto: Wikimedia

  • Me encanta 0
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 1
  • Me enoja 0



Es tendencia