Menú
Los 15 mejores álbumes de la década

Los 15 mejores álbumes de la década

Aunque la mayoría de los portales presentaron sus listas de los “mejores de la década” el año pasado, en realidad la década termina en el controvertido 2020, así que hoy te presentaremos los mejores álbumes musicales que fueron lanzados los últimos diez años… ¡Conoce 15 de los mejores álbumes de la década!

Similares / Simili – Laura Pausini (2015)

La italiana Laura Pausini es probablemente uno de los mayores nombres de la música en español debido a que cada álbum que lanza en su lengua, tiene una versión entera en nuestro idioma, y su disco Simili, llamado Similares en español, no fue la excepción… Aquí Laura no teme en exponer su vulnerabilidad y afección por los suyos, dedicando canciones a su padre e hija. También, gracias a canciones como «Lado derecho del corazón»  o «Enamorada» el disco fue nominado a Mejor álbum del año en los Grammy Latinos y fue catalogado como uno de los mejores álbumes en español por los redactores de Billboard en 2019. Al igual que con todos sus otros álbumes en sus más de 20 años de carrera, con Similares Laura Pausini nos demostró que no hace falta haber nacido en Latinoamérica para ser una leyenda de la música en español.

Random Access Memories – Daft Punk (2013)

El dúo francés de electro-dance ya había obtenido fama por canciones como «Around the World», pero con su disco del 2013 simplemente llegó a nuevos niveles de estrellato. Y es que no era para menos, Random Access Memories desentierra el género disco de los 80 y con él compone de manera magistral un álbum de una hora de pura perfección auditiva. Su sencillo principal «Get Lucky», cautivó al mundo con su coro pegajoso cantado por Pharrell Williams, y sus guitarras funk creadas por Nile Rodgers donde ninguna nota estaba de más… Pero esto es solo una pequeña parte de lo que el álbum ofrece. También tuvo el honor de ganar el premio Grammy al álbum del año. Daft Punk más que hacer un homenaje a los 80, construyó su propio carril donde pocos artistas tienen esperanza de alcanzarlos.

Yeezus – Kanye West (2013)

Después de haber lanzado en 2010 My Beautiful Dark Twisted Fantasy, disco que los críticos consideraron de manera unánime como álbum del año, Kanye volvió en 2013 para hacer una continuación digna… Muchos creen que lo logró. Yeezus no oculta la personalidad del rapero, desde el mismo nombre donde Kanye combina su nombre con la máxima figura cristiana, quizás llamándose a sí mismo salvador. Independientemente de la interpretación, el rapero decidió adoptar un sonido más industrial y electrónico, sin dejar de lado su gran Flow y creatividad. En canciones como «Blood on the Leaves» rapea sobre un sample de Nina Simone sobre amor, drogas y violencia, mientras en «Black Skinhead» habla sobre el racismo con la agresividad de alguien que ha vivido la injusticia en (y por) su propia piel. Yeezus es el puñetazo sobre la mesa de un artista que se ha ganado su fama a punta de su talento.

Vibras – J Balvin (2018)

J Balvin ya había logrado consolidarse como un ícono de la música urbana en América Latina, pero fue con este álbum de 2018 que el colombiano se convirtió en un músico respetado. Si bien el disco es considerado del género reggaetón, el artista fue sumamente elogiado por su fusión de diferentes ritmos y la inclusión de sonidos experimentales, algo nada común, en ese momento, en su género. Además de la aprobación de la crítica musical (quienes consideraron al disco un hito), Vibras también fue responsable de grandes éxitos como «Ambiente» y más notablemente «Mi gente», que incluso tiene un remix donde colabora con la mismísima Beyoncé. J Balvin efectivamente hizo reggaetón, pero de una forma innovadora, consiguiendo que el género obtuviera un caché que no había logrado nunca.

Vulnicura – Björk (2015)

«Vulnicura» significa «curación de heridas» en latín, y eso es exactamente lo que fue este álbum para Björk: un disco para sanar su corazón por el divorcio con su exesposo. Después de más de dos décadas de trayectoria musical, la islandesa sacó otro álbum que muchos consideran entre sus mejores (lo cual es una barra bastante alta de superar). Producido y escrito con la ayuda de la productora venezolana Arca, Björk vuelca su alma sobre beats frenéticos electrónicos combinados con violines fúnebres. Ejemplo de esto destaca «Stonemilker», en la cual compara la acción de ordeñar una vaca con tratar de sacar sentimientos a su marido… Es probablemente la canción más devastadora de toda su carrera; pero, también tenemos a «Notget», pista que suena casi folklórica y alegre, y que en realidad es una imploración a que su dolor no sea arrancado ni olvidado, pues sin él no crecerá como persona. Vulnicura es una herida abierta, y Björk nos invita a sanar con ella.

Golden Hour – Kacey Musgraves (2018)

Cuando Kacey Musgraves entró a la escena country de Estados Unidos, fue rechazada inmediatamente en las radios del género: tuvo la “osadía” de decir que ser gay no estaba mal; por ello, no es de extrañar que Golden Hour (Hora dorada) no sea la combinación de banjo y guitarra, cantando sobre bandidos y amores, que esperaríamos del country típico: Kacey logró capturar en audio cosas como las mariposas en el estómago («Butterflies»), la belleza de un mundo increíble que llega hasta donde la vista alcanza («Oh, What a World»), o la risa cómplice de dos personas hablando de lo arrogante que es el jefe/amigo/novio/familiar en la canción dance («High Horse»). La artista incorporó elementos sutiles de música ambient, electrónica y hasta disco, haciendo de Golden Hour una experiencia inolvidable. Merecidamente ganó el premio Grammy al álbum del año, venciendo a artistas de la talla de Cardi B, Post Malone y Drake, y demostrando que Kacey estaba en su hora dorada.

1989 – Taylor Swift (2014)

Taylor Swift publicó su quinto álbum en 2014 y para sorpresa de todos, era un disco totalmente pop, marcando una enorme distancia del country que la hizo famosa. Con un armonioso sonido de los años 80, 1989 no solo fue el inicio de una nueva etapa para Taylor, sino que produjo incontables hits, como «Shake it Off» donde hace alusión a las críticas que se le hacen o «Blank Space» donde toma ese papel de “loca” que los medios siempre quisieron darle para hacerlo suyo. También la hizo ganadora del Mejor álbum del año en la gala del Grammy 2016, y es que en realidad, 1989, continúa siendo el álbum pop más premiado de la historia, y por todas las buenas razones.

Beyoncé – Beyoncé (2013)

El 13 de diciembre del 2013 parecía que iba a ser un día normal para los amantes de la música, sin ninguna peculiaridad, y en sana paz. Pero todo cambiaría cuando Beyoncé publicó en iTunes, totalmente por sorpresa, su quinto álbum de estudio, llamado como ella misma. El disco es una completa evolución para Beyoncé, abandonando el pop típico de letras inocentes, y cambiándolo por su propio sonido: un R&B electrónico casi sin precedentes, único en su género. A la artista ya no le importaba el qué dirán: en «Partition» habla explícitamente de experiencias sexuales en su auto, o en «Blow», donde con ritmos disco habla sobre lo que le hará a su hombre cuando llegue a casa, dejando poco a la imaginación; sin embargo, Beyoncé no abandona su vulnerabilidad, como en «XO», una potente balada romántica, o «Blue», canción que dedica a su hija. El álbum Beyoncé fue el salto para la artista al pedestal de las leyendas.

El mal querer – Rosalía (2018)

Rosalía ya era un nombre reconocido en España cuando publicó El mal querer, pero lo que nadie se esperaba es cómo el disco la convertiría en un hito. En este álbum basado en novela de la Edad Media, Flamenca, la artista fusiona el género flamenco con ritmos urbanos mientras relata la relación abusiva que sufre una mujer. Aunque lo más impresionante del disco es que es en realidad su tesis de grado para graduarse, El mal querer logró poner a la música hispana en boga y fue considerado por muchísimos críticos como uno de los mejores álbumes de ese año por lejos, sin contar los varios hits que produjo en toda Hispanoamérica. Además de su impacto cultural, probablemente Rosalía se graduó con los mayores honores gracias a El mal querer.

Hasta la raíz – Natalia Lafourcade (2015)

La mexicana Natalia Lafourcade ha sido sumamente apreciada por la crítica desde comienzos de su carrera, tanto por su dulce voz como por sus profundas letras personales, y Hasta la raíz no fue la excepción: el proceso de grabación y escritura estuvo compuesto por viajes que realizó la artista a diferentes países latinoamericanos, donde buscaba inspiración para su música… algo que efectivamente consiguió porque su disco de 2015 no solo le dio éxitos en las radios como «Hasta la raíz» o «Nunca es suficiente» sino que le otorgó el reconocimiento tanto de la crítica de la música en español como de la internacional, recibiendo además múltiples nominaciones en los Grammy Latinos y el Grammy, de los cuales ganó varios. Con un estilo clásico que nos recuerda divas de la canción hispana como Jeanette o Amanda Miguel, Natalia logró nuevamente lo que mejor se le da, hacer que su música nos llegue “adentro, hasta la raíz”.

Born to Die – Lana del Rey (2012)

Tras varios intentos de entrar al mundo del estrellato con el nombre de Lana del Ray, la artista por fin lo consiguió cuando se viralizó su tema y el emotivo video de  «Video Games». Gracias a esto, en 2012, la ahora llamada Lana del Rey lanzó su primer álbum, Born to Die (Nacimos para morir), que la hizo víctima de ofensivas críticas de los expertos, quienes consideraron que era “demasiado pop” comparado con su material previo; sin embargo, el disco comenzó una moda irreversible en la música: las letras tristes y la estética depresiva regresaban, y ahora estaban influenciando a cientos de artistas, todo gracias a Lana. El álbum causó éxitos mundiales como «Born to Die», «National Anthem» y «Summertime Sadness», comenzando la retahíla de éxito donde la música alternativa poco a poco se fue haciendo más popular. Años después, los portales de crítica musical admitieron su error y terminaron alabando este disco, demostrándonos que efectivamente Lana del Rey estaba para quedarse y no había nacido para morir.

To Pimp a Butterfly – Kendrick Lamar (2015)

Kendrick Lamar ya había probado el éxito gracias a sus proyectos anteriores, pero lo mejor estaba por venir: ahora era el turno de To Pimp a Butterfly, un álbum largo y profundo cuyo proceso de creación llevó al rapero americano hasta la tierra de sus ancestros, el continente africano, específicamente Sudáfrica. Aquí presenció los últimos vestigios del terrible régimen del Apartheid, visitando incluso la celda de Nelson Mandela. Todo esto despertó en Kendrick la inspiración para brillantes letras sobre la discriminación, presente en temas como «King Kunta» o «Alright», pero imprimiendo en audio sus propias experiencias personales, como en «These Walls» donde nos habla de sus vivencias sexuales o «U» tema que abarca sus pensamientos suicidas. Aunado a sus explícitas rimas, además del rap, el disco cuenta con sonidos funk y pop, lo cual probablemente solo incrementó la aprobación unánime de la crítica, quienes consideraron que este era el mejor álbum de 2015. Aunque ya Kendrick tenía la aprobación de los expertos, en 2017 publicó su álbum DAMN, que le otorgó el éxito comercial, convirtiendo a Kendrick en un ícono tanto para los críticos como para el público.

Emotion – Carly Rae Jepsen (2015)

Carley Rae Jepsen obtuvo éxito mundial con «Call Me Maybe» proveniente de su álbum Kiss, así que todos esperaban que el siguiente proyecto de la artista lograra la misma fama. Lamentablemente, debido a ciertos errores de publicidad, Emotion, no alcanzó las expectativas de ventas, pero logró algo mucho más importante… Cuando este álbum fue lanzado, recibió el elogio de la crítica y la devoción masiva de los fanáticos del pop, aclamando su cohesividad, sus rimas pícaras y el colorido sonido de los años 80. En Emotion podemos encontrar al hit moderado «I Really Like You», el favorito de los fans «All That», o «Run Away with Me» que ha sido referida como la mejor canción con introducción de saxofón desde «Careless Whisper» de George Michael. Desafortunadamente la intérprete canadiense no logró alcanzar el éxito comercial previo, pero Carly nos llenó de emoción con Emotion, catapultándose a la palestra de los artistas de culto.

Anti – Rihanna (2016)

Rihanna fue una de las artistas más influyentes e importantes durante la década de los 2010, período donde lanzó varios discos de éxito masivo, pero en 2016, nadie anticipó lo que sería Anti. El primer sencillo fue «Work» que si bien era un tema bastante más comercial (y su canción más vendida hasta la fecha), cuando publicó el álbum entero los críticos y admiradores quedaron boquiabiertos: una de las mayores estrellas pop acababa de lanzar un álbum sonoramente experimental. En este disco podemos encontrar canciones como «Needed Me», un cover del ícono indie Tame Impala, «Same Ol’ Mistakes», e incluso la icónica balada «Love on the Brain», donde la barbadense demostró que además de hacer éxitos constantemente, también tenía increíbles talentos vocales. Anti, cuyo nombre lo dice todo, fue incluido en múltiples listas como uno de los mejores álbumes de la década y en lugares altísimos, demostrando que nadie se imaginaría que su mejor álbum sería ese donde la música era antitodo lo que conocíamos de ella.

21 – Adele (2011)

El mundo de la música definitivamente no estaba preparado para que Adele cumpliera los 21 años, y lanzara un álbum titulado en alusión a su edad. Estábamos acostumbrados a divas como Whitney Houston o Céline Dion con una potente voz, o a inteligentes cantantes destacadas por su escritura, como Jewel y luego Taylor Swift… Pero la diferencia con Adele es que ella tenía ambas: devastadoras líricas de su puño y letra, cobrando vida a través de su retumbante voz contralto. Como si todo esto fuera poco, 21 fue un rotundo éxito, no solo por hits como «Rolling in the Deep» o «Someone Like You», sino porque el álbum en sí es uno de los más vendidos de la historia y aún hoy sigue batiendo nuevos récords, a pesar de que Adele ya tiene 32 años…

Menciones honorables

Quince es probablemente una cifra pequeña para agrupar una década con tanta excelencia musical, por eso te recomendaremos otros grandes proyectos…

En cuanto el género rock pudimos escuchar a la leyenda David Bowie, quien lanzó su último y masivamente aclamado álbum Blackstar en 2016, muy poco antes de morir. También tenemos el icónico disco Reflektor (2013) de los canadienses Arcade Fire, o el peculiar proyecto 50 Words for Snow de la leyenda británica Kate Bush.

En cuanto al pop pudimos oír el increíble álbum The 20/20 Experience (2013) del príncipe del pop Justin Timberlake, quien fue protagonista de altas puntuaciones de los expertos; el disco Femme Fatale (2011) de Britney Spears, el cual ha sido considerado como uno de sus álbumes más cohesivos; o Red (2012) de Taylor Swift, que aunque fue menos premiado que 1989, ha sido su álbum más aclamado por la crítica, especialmente por la devastadora letra de «All Too Well.

Finalmente, el mayor fenómeno musical de la década de los 2010 fue el pop coreano (K-pop), que logró ser reconocido internacionalmente. Entre los mejores álbumes coreanos de esta década podemos encontrarnos con Walls de la girlband f(x), o Exodus del grupo masculino EXO. Pero también a los mayores responsables de la expansión del K-pop: PSY 6 (Six Rules), Part 1 del rapero PSY (donde está incluido «Gangnam Style») y Map of the Soul: 7 de BTS, la boyband más conocida en la actualidad.

También pudimos presenciar la aclamación del pop francés, gracias al álbum Racine Carrée de Stromae, cuyos temas fueron un éxito en toda Europa o Mini World de Indila, quien fusionaba chanson (canción francesa) con elementos del Medio Oriente, ganándose el vitoreo del público europeo y de Medio Oriente.

Incluso, en los últimos años de la década también pudimos escuchar increíbles discos que a pesar de ser tan recientes ya pueden considerarse clásicos, como Titanic Rising (2019) de la artista alternativa Weyes Blood; Fine Line de Harry Styles, disco que no solo es considerado como de los mejores de la década sino de todos los tiempos según la revista Rolling Stone; When We All Fall Asleep, Where Do We Go? de Billie Eilish, el cual ganó múltiples premios Grammy en la gala de 2020. Finalmente, lanzados este año, tenemos el disco Fetch the Bolt Cutters de Fiona Apple, o el álbum de reggaetón Yo hago lo que me da la gana de Bad Bunny, el cual rompió varios récords como álbum latino en el mundo anglosajón.

Aunque la mayoría de los medios hicieron sus listas en 2019, nosotros te presentamos nuestros mejores álbumes cuando realmente acaba la década, pudiendo abarcar un poco más en la increíble música que nos dejaron los años 2010… ¡Te deseamos un feliz año nuevo y una buena década de los 2020!

Con información de Album of the Year / Wikipedia / Pitchfork / Louder Sound / Billboard


Lo que más gusta

Lo más destacado

x