La vida de Stephen King: El rey del horror

La vida de Stephen King: El rey del horror

Stephen King es uno de los grandes escritores de los dos recientes siglos. Su inmensa cantidad de obras y best sellers lo sitúan como uno de los novelistas más exitosos de la historia y el rey del horror moderno… ¡Acá te contamos su historia!  

Juventud

Stephen Edwin King nació el 21 de septiembre de 1947 en Portland, Maine, Estados Unidos. Fue el segundo hijo del matrimonio entre Donald King y Nellie Ruth. A la edad de tres años, su padre abandonó a su familia. Stephen se mudó con su madre y su hermano mayor, David, a Fort Wayne -Indiana-, Stratford -Connecticut- y por último a Durham -Maine-, el pueblo natal de Nellie.

Durante su niñez, King presenció un evento trágico que pudo haber marcado su posterior estilo de escritura. Uno de sus amigos quedó atrapado en las vías del tren y fue arrollado. El novelista asegura que ello no determinó su visión a la hora de escribir, sino que se vio influenciado cuando a los 13 años encontró una caja de libros perteneciente a su padre. Halló obras escritas por H. P. Lovecraft y Edgar Allan Poe, quienes se convirtieron en sus referentes. 

King siempre fue un apasionado por la escritura. Desde muy temprana edad vendió sus relatos en la escuela y luego de haber profundizado en las obras de Lovecraft, Poe y demás exponentes de la ciencia ficción, empezó a enviar sus trabajos a diferentes revistas

No fue hasta la edad de 18 años que consiguió su primera publicación, cuando la revista Comics Review incluyó la historia de In a Half-World of Terror, cuyo título original era I Was a Teenage Grave Robber.    

Etapa como profesor y posterior éxito

Entre 1966 y 1971, King estudió Inglés en la Universidad de Maine. Durante esa época, la inestabilidad económica le afectó de gran manera, llegando a equilibrar su tiempo de estudios con un trabajo de medio tiempo en una lavandería. También contó con una columna llamada King’s Garbage Truck en The Maine Campus, la revista universitaria

Luego de graduarse y haberse casado con Tabitha Spruce -a quien conoció en la biblioteca de la universidad-, King impartió clases de inglés en Hampden Academy y escribió varios relatos que fueron publicados en revistas para hombres. Durante ese tiempo, su economía no fue buena y se vio en la necesidad de vivir en un remolque con su familia.

En las noches era el único momento en el que King se dedicaba a lo que realmente le apasiona: la escritura. Mientras trabajaba en Carrie, la desesperación sobrepasó al novelista, quien quiso renunciar a sus historias; su esposa lo apoyó en todo momento y lo motivó a no rendirse. 

En 1974, la editora Doubleday le ofreció a King 2.500 dólares como un adelanto por Carrie. La novela fue vendida y su valor llegó a alcanzar los 400 mil dólares. El libro fue todo un éxito y catapultó la carrera del rey del horror. 

King ha escrito un total de 62 novelas -siete bajo el pseudónimo de Richard Bachman-, siete libros de no ficción y cerca de 200 relatos. La excelencia de sus obras lo han hecho acreedor de 47 galardones, entre los que destacan cinco premios Stoker y la Medalla Nacional de las Artes, ofrecida por el Gobierno de los Estados Unidos.  

Adicción al alcohol y las drogas

Durante su época como profesor, una fuerte adicción al alcohol se presentó en la vida de King, quien alegó que consumía entre 20 y 25 cervezas por día. Hacia 1978, cuando ya las bebidas alcohólicas pasaron a un segundo plano, la drogadicción empezó a afectarle

Valium, Xanax, lejía, jarabe para la tos y, sobre todo, cocaína. Las drogas consumieron en su totalidad al escritor, quien afirma que todo fue “muy borroso” durante ese tiempo. Bajo la influencia de la cocaína escribió la mayor parte de It, pero ello no implica que las drogas ayudaron a la creatividad de Stephen. Refiriéndose a The Tommyknockers, el escritor comentó que es “un libro pésimo. Fue el último que escribí antes de limpiar mi acto”. También está la relación de las drogas y Cujo, libro que el novelista no recuerda haber escrito gracias al excesivo consumo de cocaína. 

En 1986, Stephen inicia un proceso de rehabilitación que lo alejó de sus adicciones y lo convirtió en un hombre de fe. “No me pregunto si Dios existe o no. Elijo creer que Dios existe, y por ello puedo decir: «Dios, no puedo hacer esto solo. Ayúdame a no tomar alcohol hoy. Ayúdame a no consumir drogas hoy». Y eso funciona bien para mí”, concluyó King.   

Adaptaciones 

El gran éxito de Stephen King no se encuentra solo en las hojas que comprenden sus más de 200 relatos y 69 libros. Debido a la gran cantidad de material que ha escrito y la calidad que este posee, las obras del escritor han sido adaptadas en diversas ocasiones, tanto para el cine como para la televisión

En 1976 se estrenó Carrie la película adaptada del libro homónimo y dirigida por Brian De Palma. La producción fue todo un éxito e incluso contó con un par de nominaciones a los Premios Oscar (mejor actriz de reparto y mejor actriz). Desde entonces, las historias de King han tenido otras 57 adaptaciones en el cine -además de 18 secuelas de algunos de sus relatos-, 27 series de televisión -incluyendo el formato de miniserie- y nueve cómics

Entre las adaptaciones cinematográficas destacadas se encuentran Carrie; El resplandor; La zona muerta; Cujo; Cuenta conmigo; Cementerio de animales; Misery; The Shawshank Redemption; The Green Mile; The Mist e It. En lo que se refiere a series, las más populares son Salem’s Lot; It; Under the Dome; 22/11/63 y Castle Rock.

Incursión como guionista

Debido a la gran cantidad de adaptaciones que han tenido sus obras, Stephen King aprovechó ese constante contacto con el séptimo arte para incursionar en varias producciones. Fue guionista para las películas de Creepshow y Sleepwalkers; además de dirigir el filme de Maximum Overdrive.

Series como Tales from the Darkside; The Twilight Zone; The Outer Limits y Monsters contaron con episodios basados en sus historias. The X-Files contó con un capítulo cuyo guion fue escrito directamente por King. Las miniseries de La tormenta del siglo; Rose Red y Kingdom Hospital gozaron de su colaboración como guionista. Por último está Golden Years, una serie que Stephen escribió directamente para la televisión.

Por: Luis Alejandro Mejías / @luis.amt / Culturizando

Con información de Biografías y Vidas / Lecturalia / EcuRed / Life and Style / Foto: Shutterstock

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia