Menú
Escucha "E34 • ¿De qué hablamos cuando hablamos del amor? • Culturizando" en Spreaker.

Pónganse a Leer: ¿De qué hablamos cuando hablamos del amor?

Por Pónganse a Leer | “El amor es comprensivo y servicial; el amor nada sabe de envidias, de jactancias, ni de orgullos. No es grosero, no es egoísta, no pierde los estribos, no es rencoroso. Lejos de alegrarse de la injusticia, encuentra su gozo en la verdad. Disculpa sin límites, confía sin límites, espera sin límites, soporta sin límites. El amor nunca muere.” Esto dice San Pablo en su primera carta a los corintios, pero ¿de qué hablamos cuando hablamos del amor?

Esto pertenece a una de las cartas más bellas escritas por San Pablo, el amor abarca todos esas cosas luminosas, pero nosotros, ¿de qué hablamos cuando hablamos del amor?, ya verán ustedes, este es el título de una antología de cuentos de Raymond Carver, y el cuento que da nombre al libro es el objeto de este episodio de Pónganse a leer con Pedro Julio. En esta ocasión nos acompañará mi hermano de convento y de vida Fray Randy Fernando.

El autor

Raymond Carver nació en Oregón, al noroeste de los Estados Unidos, el 25 de mayo de 1938, y fue quizá uno de los escritores más influyentes del siglo XX, escribió cuentos y poesía.

Raymond Carver se interesó por la escritura desde muy jovencito, cuando estudiaba en la Universidad Estatal de Chico, empezó a asistir a un curso de escritura creativa, el curso lo dictaba John Gardner, que era un escritor con un estilo muy particular. Gardner hablaba mucho acerca del poder redentor del arte en la vida de los hombres, con el pasar del tiempo se convertiría en una influencia positiva para Carver.

Carver siguió preparándose, esta vez en la Universidad Estatal de Humboldt en California, y en esta época trabaja también como editor de la revista literaria de la universidad. Luego trabajó en una librería, y fue conserje nocturno en un hospital, hasta que empezó a dar clases en la Universidad de Sacramento.

El estilo de Carver

Los críticos lo han catalogado como minimalista, es decir que es un estilo en el que es reduce todo a lo esencial, aquí hay un despojamiento de los elementos sobrantes o que no son necesarios.

Pero quizá lo mas destacable del estilo de Carver es que se le ha considerado el padre del ‘realismo sucio’.

El ‘realismo sucio’, es un movimiento literario originado en Estados Unidos, que surge a mediados del siglo XX, como una derivación del minimalismo.

Los autores que lo desarrollaron, buscaban reducir la narración a sus elementos fundamentales, de ahí que se enfocaran en el cuento.

Este estilo tiene unas características muy definidas, por ejemplo:

  1. Es un estilo sobrio, es decir que busca la parquedad y la precisión en cada párrafo, hasta llegar al extremo, particularmente en las descripciones.
  2. Las descripciones son todo un tema, porque aquí se intenta ser lo más conciso y hasta superficial que se pueda, de manera que los personajes, los lugares y las cosas, apenas se nombran.
  3. En la búsqueda por la precisión, el uso de los adverbios y los adjetivos quedan reducidos al punto en el que el contexto que se narra es el que sugiere el sentido del texto.
  4. Y finalmente los personajes, aquí encontramos a gente vulgar, corriente, común, esta gente no es para nada extraordinaria, esta gente vive como todo el mundo y ahí precisamente esta su encanto y su profundidad.

Craver fundó las bases de este estilo con sus cuentos, y lo llevo a niveles muy superiores, al punto de que Richar Gottlieb, un destacado autor que fue editor del The New Yorker, llegó a decir que Carver era el mejor cuentista estadounidense, y hasta el mejor del mundo junto con Chejov.

¿De qué hablamos cuando hablamos del amor? El libro

En este estilo del realismo sucio, Raymond Carver escribió una serie de cuentos, 17 para ser precisos, que, compilados y publicados en 1981, se convirtieron en un referente, una obra que le voló la cabeza a más de uno y es justamente la obra de la que hablaremos hoy. Hablaremos de un cuento particularmente de esta compilación.

¿De qué hablamos cuando hablamos de amor? Es una obra enmarcada dentro del género ficción minimalista, así con nombre y apellido, ficción porque narra sucesos inventados por la imaginación del autor, y minimalista porque esos sucesos se cuentan con un nivel de precisión y despojados de todo aquello que lo aleje de esa precisión.

El cuento que da título al compendio es el objeto de este episodio, a ver de qué va este cuento.

Resumen del cuento

El cuento inicia con una conversación, en una cocina donde se encuentran dos parejas, Mel el cardiólogo, la segunda mujer de Mel, Teresa a la que llamaban Terri, Laura y su marido Nick, que es el narrador de esta historia. En aquella conversación surge el tema del amor, Mel dice que el verdadero amor es el espiritual, Mel había sido seminarista, luego Terri justifica a su anterior pareja diciendo que este le amaba y que por ese amor casi la mata un día. En ese momento los protagonistas se embarcan en una discusión acerca de la forma de amar, teniendo como hilo conductor la experiencia de Terri con su antiguo marido Ed.

Era un amor disfuncional, había de todo, violencia física, codependencia, idealización del maltrato.

Mel narra un acontecimiento del que ha sido testigo hace poco, una vieja pareja de ancianos que se aferran a la vida después de ser víctimas de un accidente automovilístico, y aunque quedan con múltiples fracturas en terapia intensiva, cuando se van recuperando el señor se entristece, la causa de su tristeza es que como quedaron vendados hasta las pestañas, no podía moverse para ver a su esposa.

Concluye Mel, reflexionando acerca de lo que pensamos y expresamos cuando hablamos del amor.

La historia tiene mucho que ver con la relación de Carver con su primera esposa, a la que no solo le fue infiel, también la maltrato y abuso físicamente, aquello era un infierno.

Carver se excusaba diciendo que era alcohólico, de hecho, la verdad es que el alcoholismo le afecto en aquellos años al punto de que tuvo que ser hospitalizado varias veces.

Despedida

Bueno gente aquí nos va a agarrar el sereno o nos va a sonar la campana del convento para rezar completas.

Por mi parte yo espero que después de haber escuchado este episodio ustedes picados por la curiosidad se van a ir a buscar la obra del señor Raymond Carver y se van a devorar sus historias y luego nos van a echar el cuento a través de las redes de Culturizando o por @pedrocedenoa en Instagram y Twitter, nos vamos gente, pero antes les recordamos la consigna, ya la saben ustedes… ¡Pónganse a leer!

--

--

 


Lo que más gusta

Lo más destacado

x