Sauron, el villano épico más subestimado

Sauron, el villano épico más subestimado

Es famosa la increíble saga ‘El Señor de los Anillos y el universo de la Tierra Media; sin embargo, aunque también sabemos del maligno poder del anillo, a veces Sauron, su creador, suele quedar bastante opacado por su poca presencia física… ¿Quieres conocer al señor oscuro?

Realmente, la razón por la que pensamos que Sauron ha quedado relegado en la cultura popular, se debe a las múltiples referencias que se hacen a otros villanos de diferentes sagas, como Azula y el señor del fuego en Avatar: la leyenda de Aang; Cersei Lannister en Game of Thrones y más recientemente Thanos del Universo Cinematográfico de Marvel; sin embargo, el señor oscuro de Tolkien es probablemente de los villanos más interesantes

La presencia de Sauron en El Señor de los Anillos es tan amplia que podríamos considerarla omnipresente, ya que su ojo todo lo ve casi como un dios… o quizá, literalmente como un dios…

via GIPHY

Lord Of The Rings GIF - Find & Share on GIPHY
El ojo de Sauron en la cima de Barad-dûr, la Torre Oscura de Mordor – Imagen: Giphy.-

Si bien en la saga escrita se hace mención al “ojo de Sauron”, en realidad es un término simbólico, dando a entender que Sauron estaba al tanto de todo (clara referencia al ojo que todo lo ve de la mitología egipcia). Pero en la saga cinematográfica se tomó de forma literal, haciéndolo mucho más aterrador.

¿Por qué un “dios”?

En el universo de Tolkien no hay mención exacta a dioses, pero sí al dios creador Ilúvatar, responsable de la creación de los Valar (que podríamos ver como los titanes griegos) y a la raza de los Maiar (que podrían identificarse, por orden de jerarquía a los dioses de la primera generación griega), raza a la que pertenecía Sauron…

Sauron odiaba el desorden y la confusión, en este sentido, sus orígenes no eran necesariamente «malvados». Morgoth, –el primer señor oscuro-, es quien lo corrompe, que aunque fue creado como un Valar, dejó de considerarse así debido a su maldad.

Morgoth ejercía un control terrible sobre los seres vivientes durante la Primera Edad del Sol, y Sauron, fascinado por sus enseñanzas y por el poder que le proporcionaba, se convirtió en su más fiel servidor y discípulo; de hecho, su lealtad a Morgoth era tal, que durante su reinado de oscuridad,  Sauron nunca buscó supremacía y poder para sí mismo. Cuando Morgoth es vencido, Sauron quedó desolado.

El nuevo “señor oscuro”

Al comienzo, Sauron estaba arrepentido y pidió perdón. Para que Sauron fuera reivindicado debía asistir a un juicio en Valinor, la tierra de los Valar, pero el maiar no aceptó y se quedó en la Tierra Media, mientras ascendía como el nuevo señor oscuro.

Comenzó a ejercer su control sobre el mundo, logrando corromper a los hombres y a muchas otras razas, incluso, Sauron logró propagar su mandato mucho más de lo que lo había logrado el propio Morgoth, para convertirse en un personaje aun más maligno que el principal señor oscuro del universo de Tolkien.

Sauron no solo era “capaz de torcer todo lo que tocaba” -como se le hace referencia en los libros-, también podía tomar la forma que deseara. Entonces, durante la Segunda Edad del Sol crea una nueva identidad llamada Annatar, y convence a los elfos de que es un mensajero de los Maiar, haciendo que la mayoría de ellos confiaran en él para así acceder a crearle los Anillos de Poder… pero luego Sauron crearía por su cuenta el Anillo Único, que sería el superior y sometería a los portadores de los otros anillos.

Un anillo para gobernarlos a todos

Cuando Sauron pronuncia su hechizo para someter a los portadores de los anillos, los elfos se dan cuenta del engaño y se quitan los suyos, pero ya era tarde. Sauron, conocido como Annatar, controlaba todo.

Ilustración de Sauron realizada por el mismo Tolkien – Imagen: Wikimedia.-

Posteriormente vuelve a ser derrotado por Ar-Phârazon, rey de Númenor (uno de los pocos lugares que estaba a salvo de la corrupción de Sauron), pero el señor oscuro era tan hábil que fingió que se rendía ante el rey para así convertirse en su asesor y poder corromperlo desde adentro, logrando que Ar-Phârazon formara la armada más grande de la historia para atacar la tierra de los Valar.

Los Valar, furiosos, piden ayuda al mismísimo Ilúvatar, que crea una ola gigante que hunde la isla de Númenor, dejando solo un sobreviviente: Sauron, que aunque había perdido su cuerpo y la habilidad de cambiar de forma, seguía presente.

Alianza entre elfos y los hombres

Posteriormente se forma la Última Alianza entre elfos y hombres, que logran derrotar hasta cierto punto a Sauron, gracias a que lo despojan del Anillo Único; pero mientras el anillo exista, Sauron continuaría viviendo.

Sauron se hizo llamar el “Nigromante” (alguien capaz de contactar con los muertos) y vivía escondido en el Bosque Negro, pero eventualmente sería expulsado por el Concilio Blanco.

Sauron buscó la manera de sobrevivir e hizo creer a todos (nuevamente) que estaba derrotado, pero volvió a Mordor y continuaría buscando la manera de recuperar el Anillo Único.

Lo más aterrador de Sauron, más allá de su poder y sabiduría, era su facilidad para influenciar y controlar a otros, lo que le proporcionó terribles ejércitos conformados por orcos, variags, etc. o su alianza con poderosos personajes específicos, como Ella-Laraña, e incluso lograr la lealtad de Saruman, uno de los Istari (magos).

Otro factor aterrador de Sauron era su anillo en sí, ya que era capaz de pervertir a casi cualquier ser viviente, y siempre traía destrucción y corrupción consigo – Imagen: IMDb.-

Derrocamiento

Finalmente, después de que pierde el anillo, llegamos a la trama que conocemos en la saga principal de El Señor de los Anillos, donde la meta es destruir el Anillo Único y así vencer finalmente a Sauron.

El derrocamiento del gran señor oscuro ocurre cuando Gollum y el anillo caen en las grietas del Monte del Destino después del largo viaje emprendido por Frodo y Sam, destruyendo así a Sauron.

Sin embargo, aunque Sauron pierde nuevamente su forma física y podríamos considerarlo como “muerto”, la leyenda cuenta que continuará como un espíritu maligno que se carcome a sí mismo por la eternidad…  

Otros villanos subestimados

Al igual que Sauron, hay otros villanos aterradores pertenecientes a diferentes sagas que suelen quedar opacados: como Shai’tan (su nombre lo dice todo) de La rueda del tiempo, el cual es descrito prácticamente como Satanás debido a su maligno y gigantesco poder; o también el Lord Legislador de Nacidos de la bruma, tirano inmortal que creaba monstruos metálicos que recuerdan al período de la Inquisición.

Influencia

Sauron se encuentra principalmente en la precuela titulada El Silmarillion, la cual no cuenta con adaptación cinematográfica; sin embargo, Sauron ha tenido un legado interesante, pues hay un villano de Marvel que se llama como él, y más curiosamente existe una especie de araña con su nombre, y también un dinosaurio. Igualmente, existen varias nebulosas y estrellas llamadas “ojo de Sauron”.

Asimismo, aunque no ha tenido el mismo impacto en la cultura popular como Voldemort de la saga Harry Potter, o Darth Vader de Star Wars, Sauron puede ser definitivamente más aterrador.

La última forma física que pudo tomar Sauron – Imagen: Wikimedia.-

Aunque no hay manera de que Sauron retorne a su forma física, cuenta la leyenda que al final regresará junto con Morgoth, en el Dagor Dagorath -el Apocalipsis del universo de Tolkien-, así que aún no hemos visto todo lo que le queda por hacer a este escalofriante villano…

Con información de:  LOTR Fandom / YouTube / Screen Rant / Foto: Shutterstock

  • Me encanta 2
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia