Pop art: La manifestación plástica de la cultura moderna

Pop art: La manifestación plástica de la cultura moderna

“El pop art desea, sin ilusión alguna, hacer que las cosas hablen por sí mismas” Andy Warhol. Este movimiento artístico, inspirado en la emergente sociedad de consumo a inicios de los 60, parte de la premisa de que el arte no es más que un producto cualquiera, donde todo es fabricado, empaquetado y listo para venderse.

Orígenes del pop art

Antes de Andy Warhol, existió en Reino Unido un ambicioso grupo de jóvenes artistas, dispuestos a redimensionar todo cuanto se conocía hasta el momento como arte moderno.

Fundado en Londres, en 1952, el Independent Group consistió en un conglomerado de pintores, escultores y críticos que pretendían desafiar la visión tradicional de las bellas artes. En este sentido, buscaban incorporar la aparición de elementos propios a la emergente cultura popular, entre ellos los cómics, las películas, las revistas de moda, y demás objetos que, extraídos de su contexto habitual, permitían resaltar algún aspecto kitsch o banal, en alusión al exacerbado consumismo que caracterizaba a las nuevas generaciones.

Asimismo, el término «pop art» se le atribuye al artista y teórico británico John McHale. No obstante, un importante número de expertos también contempla al curador Lawrence Alloway, quien se encargaría de bautizar al movimiento, en vista de que, en su ensayo The Arts and the Mass Media (1958), incluye la expresión «popular mass culture», refiriéndose a la cultura popular de las masas como principal influencia para el origen de esta corriente.

En Estados Unidos, posterior al auge del expresionismo abstracto, que mantuvo buena parte de su popularidad durante la década de los 50, artistas como Roy Lichtenstein, Andy Warhol y Tom Wesselmann -solo por mencionar algunos nombres-, se percataron de la incipiente necesidad del espectador, por presenciar una manifestación artística libre, sencilla, y distanciada de los cánones tradicionales de las bellas artes.

En contraposición a los ideales elitistas que hasta la fecha habrían conservado las capitales culturales del mundo, el pop art partía de la premisa de que el arte no era más que un producto cualquiera y, en consecuencia, podía producirse en serie. Tal y como señaló el artista plástico Richard Hamilton, en 1957:

“El arte de mañana será popular, concebido para las masas; efímero, con soluciones a corto plazo, prescindible, fácilmente olvidable; de bajo coste, producido en masa; joven, dirigido a la juventud; ingenioso; sexy; efectista; glamuroso… un gran negocio…”.

Ahora… ¿Qué define al pop art?

Considerado uno de lo últimos movimientos del arte moderno, el pop art nace a mediados del siglo XX, influenciado por la estética de los objetos comunes de la vida cotidiana, así como por la superficialidad de la emergente cultura de masas.

«¿No es la vida solo una serie de imágenes que cambian a medida que se repiten?» – Andy Warhol.

En este sentido, el pop art se presenta como una corriente, cuya finalidad radica en la manifestación plástica de imágenes y objetos de la cultura popular, tomados de la publicidad, las revistas, celebridades de la música y el cine, los cómics, así como objetos ordinarios y otros elementos propios a los medios de comunicación, desde una perspectiva inexpresiva e impersonal.

La vida imita al arte

En consecuencia, la obra de artistas como Andy Warhol, buscaba representar el entorno de una sociedad cada vez más influenciada por las tendencias mediáticas, a través de la reinterpretación de sus protagonistas, repitiéndolos con colores vibrantes que capturaran, inmediatamente, la atención del espectador.

“Si tomas una lata de sopa Campbell y la repites cincuenta veces, no estás interesado en la imagen retiniana. Lo que te interesa es el concepto que te conduce a poner cincuenta latas de sopa Campbell en un lienzo” – Marcel Duchamp, pionero del movimiento dadaísta, sobre la emblemática obra Latas de sopa Campbell (1962).

Algunas obras destacadas

  • Andy Warhol – Shot Marilyns,
  • Richard Hamilton – Just What Is It That Makes Today’s Homes So Different, So Appealing?,
  • Roy Lichtenstein – Good Morning, Darling,
  • Tom Wesselmann – Great American Nude Cut Out,
  • Corita Kent – Come Alive!,
  • Robert Rauschenberg – Black Market, 1961.

Con información de: Historia-Arte! / Significados / Vanity Fair / Britannica / Foto: Pixabay

  • Me encanta 0
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia