Horrores Humanos: ¿Conoces la historia del tenebroso Escuadrón Japonés Nº 731?

Horrores Humanos: ¿Conoces la historia del tenebroso Escuadrón Japonés Nº 731?

Muchos horrores se vivieron durante la 2º Guerra Mundial, pero pocos se comparan con los vividos en los campos de prisioneros de Zhong Ma y Pingfang.

Creado por el Ejército Imperial Japonés durante la Segunda Guerra China-Nipona y la Segunda Guerra Mundial, el Escuadrón 731 conocido oficialmente como el Laboratorio de Investigación y Prevención Epidémica del Ministerio Político Kempeitai, fue realmente un programa encubierto de investigación y prueba de armas biológicas.
Casi 10.000 personas entre chinos, mongoleses, rusos, coreanos, europeos y norteamericanos fueron objeto de experimentos inhumanos y ,aproximadamente 200.000 personas más, fallecieron por culpa de las armas químicas desarrolladas por el escuadrón.
En 1932 el General Shiro Ishii fue nombrado jefe del Laboratorio de Investigación y Prevención Epidémica, Él y sus hombres construyeron el campo de prisioneros Zhong Ma, una prisión experimental ubicada en el poblado Bei-inho, a 100 kilómetros al sur de Harbin. Las vías ferroviarias manchúes, fueron colocadas para el transporte de materiales y equipamiento.
Ishii organizó al grupo secreto de investigación «Unidad Togo», para la coordinación de estudios químicos y biológicos. En 1935, una fuga de reos y más tarde una explosión (presunto ataque), obligó a Ishii a suspender las operaciones de la Fortaleza Zhongma. Posteriormente Ishii, se trasladó a Pingfang, aproximadamente a 24 kilómetros al sur de Harbin, para instalar un complejo nuevo, mucho más grande.
Los sujetos de estos experimentos eran reunidos de las poblaciones vecinas a los campamentos, así como prisioneros de guerra. Entre los sujetos de prueba se encontraban niños, ancianos y mujeres embarazadas.
Actividades realizadas por la Unidad 731:
Vivisección

• Los prisioneros de guerra fueron sometidos a vivisección (disección sin anestesia).
• Las vivisecciones fueron realizadas a prisioneros infectados con diversas enfermedades. Los científicos llevaron a cabo cirugía invasiva en los cautivos, eliminando órganos para estudiar los efectos de la enfermedad sobre el cuerpo humano. Estas fueron practicadas mientras los pacientes estaban vivos, porque se creía que el proceso de descomposición afectaría los resultados. Entre los presos infectados y viviseccionados se encontraban hombres, mujeres, niños y lactantes.
• Las vivisecciones fueron también perpetradas en mujeres embarazadas, algunas veces embarazadas por los mismos doctores, y los fetos eran extraídos.
• Las extremidades de los prisioneros eran amputadas con el fin de estudiar la pérdida de sangre.
• Estos miembros quitados fueron algunas veces vueltos a unir del lado contrario del cuerpo.
• Otras veces las extremidades de los prisioneros eran congeladas y amputadas, mientras otros miembros eran congelados y después descongelados para analizar los efectos de la gangrena y la putrefacción resultantes sin tratamiento.
• A algunos prisioneros se les extrajo quirúrgicamente el estomago y se les ligó el esófago a los intestinos.
• Partes del cerebro, pulmones etc., fueron extirpadas de algunos prisioneros.
Ensayo de Armas

• Se usaron blancos humanos para probar granadas puestas a varias distancias y en diferentes posiciones.
• Se pusieron a prueba lanzallamas sobre humanos.
• Personas fueron atadas a postes y usadas como blancos para probar bombas de gérmenes, armas químicas y bombas convencionales.
Experimentos con agentes patógenos
• Los prisioneros eran inyectados con sueros contaminados con agentes patógenos, aparentando ser vacunas, para estudiar sus efectos.
• Para investigar las repercusiones de enfermedades sexuales sin tratamiento, prisioneros masculinos y femeninos fueron deliberadamente infectados con sífilis y gonorrea vía estupro, siendo después estudiados.
• Los presos eran infestados con pulgas con el fin de adquirir grandes cantidades de pulgas transmisoras a efectos de analizar la viabilidad de una guerra biológica.
Ataques biológicos

• Parásitos, ropa infectada y provisiones contaminadas fueron lanzadas dentro de bombas sobre varios objetivos. Las resultantes epidemias de cólera, ántrax y peste bubónica fueron responsables de haber matado alrededor de 400.000 chinos.
• El Escuadrón 731 y sus unidades afiliadas (Escuadrón 1644, Escuadrón 100 etc.), sobrepasaron la fase de «prueba» de armas biológicas y llevaron a cabo ataques biológicos en contra del pueblo chino (tanto civiles como soldados), durante el transcurso de la Segunda Guerra Mundial. Pulgas infectadas de peste fueron criadas en las instalaciones del laboratorio del Escuadrón 731 y el Escuadrón 1644, siendo diseminadas por aviones sobre localidades chinas habitadas, tal como la ciudad costera de Ningbo en 1940 y la ciudad de Changde en 1941. Este rociado aeromilitar resultó en epidemias humanas de peste bubónica que mató a miles de civiles chinos.
Otros experimentos
• Algunos prisioneros fueron colgados cabeza abajo para observar cuánto tiempo les tomaría asfixiarse.
• A otros les fue inyectado aire en las arterias para determinar el tiempo que tardaban en mostrar los síntomas iniciales de una embolia.
• A algunos cautivos se les inyectó orina de caballo dentro de sus riñones.
• Otros fueron privados de alimentos, agua y sueño para precisar la duración de tiempo hasta la muerte.
• Otros presos fueron situados dentro de cámaras de vacío hasta que morían.
• Otros tantos fueron expuestos a temperaturas extremas desarrollando congelamiento, siendo analizado cuánto duraba el cuerpo humano sobreviviendo con tal tormento, además de determinar los efectos de la putrefacción y la gangrena sobre la carne humana.
• Algunos experimentos fueron realizados para definir la relación entre la temperatura, quemaduras y supervivencia humana.
• Unos cuantos prisioneros fueron puestos dentro de centrifugas haciéndolos girar hasta morir.
• Sangre animal fue inyectada en algunos otros, estudiando los efectos de esta acción.
• Algunos cautivos fueron irradiados con dosis letales de rayos X.
• En cámaras de gases fueron probadas varias armas químicas, usando siempre personas.
• Fueron inyectadas burbujas de aire en el flujo sanguíneo de otros prisioneros para simular una apoplejia.
Todo esto siguió hasta el final de la guerra en 1945, cuando los rusos invaden china y el escuadrón regresó a Japón a toda prisa luego de haber intentado, inútilmente, dinamitar las instalaciones para borrar el rastro de los horrores llevados a cabo ahí.
Al regresar a Japón, el doctor Ishii ordeno llevar el secreto hasta la tumba amenazando a los miembros del escuadrón con impedirles conseguir trabajo en la administración pública.
Posterior al nombramiento de MacArthur como jefe supremo de todas las fuerzas aliadas y de la rendición de Japón, Estados Unidos le concedió la inmunidad a los Investigadores de la unidad 731 a cambio de los resultados de la investigación, el mismo Doctor Ishii pasó a ser el principal responsable del programa de Armamento Biológico Estadounidense.
Solo 12 de los responsables de las atrocidades del escuadrón 731 fueron capturados por fuerzas soviéticas y asimismo fueron llevados a juicio donde recibieron penas de entre 2 y 25 años.
Espera pronto una próxima entrega con más Horrores Humanos, que no deben ser borrados de la historia para así nunca ser repetidos.

Espera pronto una nueva entrega con otro de los @HorroresHumanos, que nunca deben ser olvidados, para así jamás ser repetidos.

@Elchevequebb para @Culturizando

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 5



Es tendencia