Conoce a Mesrob Mashtóts, el monje que creó el alfabeto armenio y unificó a la nación

Conoce a Mesrob Mashtóts, el monje que creó el alfabeto armenio y unificó a la nación

A comienzos del milenio pasado, Armenia estaba dividida entre los imperios bizantino y persa, potencias que buscaban adoctrinar a las otras etnias y poco a poco desplazar su cultura; sin embargo, nadie esperaba que el concepto de nación nacería gracias a un monje y lingüista… ¡Conoce a Mesrob Mashtóts!

Representación de Mesrob Mashtóts (362 – 440) – Imagen: Wikimedia.-

Mesrob nació en la antigua ciudad armenia de Taron (hoy en día en Turquía) en el seno de una familia noble, pero las cosas cambiarían radicalmente cuando los armenios pierden su autonomía en 367, cuando el Reino de Armenia se convierte en un Estado satélite del Imperio sasánida (persa).

No obstante, la suerte de Mesrob era un poco más favorecedora que la de muchos otros, ya que además de haber sido guerrero y posteriormente monje, trabajó para el rey Cosroes IV de Armenia, estando a cargo de escribir los decretos del rey tanto en persa como en griego. Posteriormente el trono sería ocupado por Vramshapuh en 389 y Mesrob continuaría con su trabajo de escribano.

Sin embargo, Armenia seguía siendo una región subyugada a los persas, de los cuales sufrían severos abusos sistemáticos…

La otra parte de Armenia estaba gobernada por el Imperio bizantino, así que los armenios debían buscar una manera de preservar sus tradiciones cristianas ante las culturas religiosas dominantes: en el caso del Imperio bizantino, el politeísmo, y en el caso del persa, el mazdeísmo.

En esta época ya la etnia armenia existía y sus miembros eran profundamente cristianos, pero aunque tenían su propio lenguaje, carecían de un alfabeto, así que debían utilizar caracteres siríacos o griegos, para leer la Biblia.

Esto no impidió que Mesrob, con la aprobación de Sahak (el patriarca de la Iglesia apostólica armenia) se diera a la misión de predicar la palabra cristiana entre la población armenia y pagana, con el fin de que su distintiva cultura no desapareciera; pero, efectivamente el idioma era un problema

Los armenios debían aprender los textos bíblicos en un alfabeto que no conocían y que además eran difíciles de entender porque no traducían los sonidos específicos que solo podemos encontrar en el armenio. ¿Qué se podía hacer? Pues crear un sistema propio de escritura…

El alfabeto armenio

No se sabe exactamente si se basó en el griego, ya que otros consideran que se inspiró en el antiguo avéstico, pero el hecho es que Mesrob, con la ayuda del rey Vramshapuh, el patriarca, y otras figuras importantes de la época, comienza a darle forma a este nuevo sistema que hoy conocemos como alfabeto armenio…

Estatua de Mesrob Mashtóts y el rey Vramshapuh en Aparán, Armenia – Imagen: Wikimedia.-

Comenzaron enseñando el abecedario en la Armenia arsácida (la parte persa), y Mesrob incluso obtuvo la aprobación del emperador bizantino para enseñárselo a los armenios en las tierras romanas/bizantinas.

Lo primero de lo que se tiene registro es que el mismo Mesrob escribió la línea inicial del Libro de Proverbios de Salomón: “Conocer la sabiduría y la instrucción; percibir las palabras de entendimiento”, así que sabemos que al inicio, lo primero que se textualizó fue la palabra cristiana.

¿Por qué “unificó” la nación? Pues aunque ya los armenios tenían un lenguaje, carecían de un sistema para escribirlo, entonces este alfabeto les dio un carácter nacional en conjunto: la creación del abecedario ayudó a que a la cultura armenia (y su devoto cristianismo) tuviese una manera de trascender con el pasar de los años.  

Manuscrito donde podemos apreciar el alfabeto armenio – Imagen: Wikimedia.-

Aunque el concepto de «nación» y/o «nacionalismo» no apareció hasta varios siglos después, gracias a este sistema, los armenios pudieron consolidarse como una nación única con sus propias tradiciones y tener un respaldo escrito para mantenerlas. De hecho, algunos consideran que si no se hubiese creado esta escritura, los armenios habrían sido “absorbidos” por las culturas persa, siríaca o griegaalgo que pasó con muchas etnias o grupos antiguos que hoy se consideran extintos.

El legado de San Mesrob Mashtóts

Además de ser un héroe distintivo para la historia y “creador de la cultura lingüística armenia”, también se piensa que fue el responsable de la creación del alfabeto georgiano y del albanés caucásico; además, posteriormente sería catalogado como santo para la Iglesia apostólica armenia, la Iglesia católica armenia, la Iglesia católica romana y finalmente en la Iglesia ortodoxa.

Adicionalmente de las representaciones en iglesias y plazas en su nombre, en la actualidad también podemos encontrar una calle llamada San Mesrob Mashtóts en cada uno de los pueblos y ciudades armenias, todo en honor al “Santo Traductor”.

Dibujo de Meshrob Mashtóts escribiendo – Imagen: Pinterest.-

Actualmente Armenia es una nación consolidada, reconocida e independiente desde 1991, y si bien otros millones de ellos viven en la diáspora, aun así son parte de esta nación por herencia y cultura… Y todo gracias a Mesrob Mashtóts, el monje que creó el alfabeto armenio.

Con información de Promotora Española de Lingüística / Wikipedia

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia