Según estudio: mujeres con bajo nivel de instrucción viven menos

Según estudio: mujeres con bajo nivel de instrucción viven menos

En los Estados Unidos, investigadores y sociólogos han documentado que las personas con más acceso al estudio tienen la posibilidad de incrementar su esperanza de vida, pero datos han demostrado que este mecanismo se ha descompuesto, especialmente en aquellos denominados “blancos”; ahora este grupo es el target de un retroceso que afecta en especial a aquellos con poca educación. Las razones de esta caída no son claras, pero los investigadores intuyen que el uso de medicamentos, el tabaquismo y la obesidad están íntimamente relacionados con este fenómeno.

“El mayor descenso ocurrió en el grupo de mujeres que no estudió la secundaria. De 1990 al 2008, su esperanza de vida se redujo 5 años”, dijo S. Jay Olshansky, profesor de la Universidad de Illinois. En el 2008, las mujeres de raza negra sin secundaria tenían la posibilidad de vivir más tiempos en comparación a las mujeres blancas que contaban con el mismo grado de estudios.

Pero existen datos que revelan aún más el nivel de decadencia por el que atraviesa este sector poblacional: para los hombres blancos que solo cuentan con secundaria, la esperanza de vida se redujo 3 años, mientras que para los hispanos y negros aumentó.

En la actualidad, los blancos constituyen una proporción poblacional cada vez menor. La últimas estadísticas mostraron que la esperanza de vida para una mujer blanca sin secundaria es de 73.5 años mientras que para una con título universitario es de 83.9. Para los hombres blancos la diferencia era aún mayor: 67.5 para los que contaban con menos estudios y 80.4 para quienes poseen un título universitario o de nivel superior.

Las expectativas de vida para las mujeres blancas han sido desalentadoras también en el rankin mundial: en 2012, figuraban en el lugar 41; en 1985, en el 14. Davis Cutler, profesor de economía de Harvard, no tiene una respuesta que satisfaga, aunque la mayoría de las hipótesis están relacionadas con el estilo de vida y con la alimentación, pero afortunadamente el grupo de mujeres con un nivel de estudio bajo se ha reducido desde 1990, de un 22% a un 12%.

El profesor Olshansky afirma este dato, pero dijo que la caída no se detendrá. “La buena noticia es que en este grupo hay menos gente; la mala, que aunque sean pocos, mueren rápidamente”.

James Jackson, director del Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad de Michigan, ofrece un panorama distinto de este escenario. El sociólogo propone que esta tendencia posiblemente se deba a que las mujeres con menos estudios optan por conductas más arriesgadas. Además, indica que desde 1990 el consumo de fármacos se ha disparado desproporcionadamente entre los blancos, especialmente entre las mujeres, quienes, además, fuman en mayor cantidad y con más frecuencia. Aun con estos datos, no se sabe con exactitud el porqué de este descenso.

Gran parte de los investigadores mencionan factores físicos como principal causante de este retroceso, ¿y los factores espirituales, mentales y emocionales? Probablemente la esperanza de vida ya no solo se determine por cuestiones económicas, sino también por cuestiones que van más allá de lo tangible.

@Culturizando
Fuente: pijamasurf.com

Culturizando no se hace responsable por las afirmaciones y comentarios expresados por sus columnistas, anunciantes o foristas; y no reflejan necesariamente la opinión de la misma.
Culturizando se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que por su naturaleza sean considerados ofensivos, injuriantes, fuera de la ley o no acordes a la temática tratada.
En ningún momento la publicación de un artículo suministrado por un colaborador, representará algún tipo de relación laboral con Culturizando.

  • Me encanta 0
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia