Menú
El debate religioso de Epícuro ¿Dios quiere prevenir la maldad?

El debate religioso de Epícuro ¿Dios quiere prevenir la maldad?

Un filósofo griego dedicó su vida a estudiar la felicidad y la amistad, en su camino se atravesó la religión y decidió analizar profundamente cada una de sus enseñanzas, hasta que llegó a un debate imposible de responder –o al menos, para él- ¿Qué pensaba? ¿Cuál fue el debate? Aquí lo tienes:

¿Quién fue Epícuro?

Epícuro (341 d.C) fue un filósofo griego que fundó el movimiento del epicureísmo, que buscaba encontrar la felicidad y el propósito de la vida organizando los placeres de manera de que ninguno fuera excesivo y valorando sobre todo la amistad.

Dentro de sus estudios, analizó profundamente la religión. Él era deísta, por lo que creía en la existencia de uno –o más- dioses, pero confiaba en que lo que le sucedía a cada persona dependía exclusivamente de sus acciones, con base en su razonamiento, no en su fe ni preceptos religiosos.

¿Qué opinaba Epícuro de la religión?

Por un tiempo de su vida, se dedicó a estudiar la filosofía de la religión, una rama que se preocupa por el estudio racional de cada uno de los preceptos religiosos y por responder las preguntas más frecuentes, como por ejemplo ¿Dios existe? ¿Cómo se puede demostrar?

Su pensamiento explica que puede que exista una figura superior conocida como “dios” pero que no tiene el poder suficiente como para controlar la vida de las personas. Epícuro creía fielmente en que la lógica era lo que movía al mundo, el razonamiento y la naturaleza, sin intervenciones divinas.

El gran debate de su vida: ¿Dios quiere prevenir la maldad?

Si bien la filosofía religiosa no era su principal motivación, uno de los preceptos que más marcaron su identidad en el mundo filosófico fue la conclusión a la que llegó con respecto a Dios. Fue criticado por muchos de la época que no comparten su ideal y justo por eso llegó a ser famoso y a participar en numerosas charlas intelectuales con religiosos de la época.

Aquí tienes su argumento:

¿Dios quiere prevenir la maldad, pero no es capaz? Entonces no es omnipotente. ¿Es capaz, pero no desea hacerlo? Entonces es malévolo. ¿Es capaz y desea hacerlo? ¿De dónde surge entonces la maldad? ¿Es que no es capaz ni desea hacerlo? ¿Entonces por qué llamarlo Dios?

Muchos filósofos han intentado darle respuesta al argumento de Epícuro, pero ninguno ha podido. La mayoría de sus trabajos originales se perdieron, por lo que toda su filosofía se conoce por sus seguidores. El debate religioso sobre Dios, se lo atribuyó a Epícuro el filósofo David Hume, en su libro «Diálogos sobre las religiones».

 

Por Mary Villarroel Sneshko | @Vivodesorpresas | Culturizando
Con información de  Philosophy of Religion|


Lo que más gusta

Lo más destacado

x