Reutilización de desperdicios: Proyecto OPEC

Reutilización de desperdicios: Proyecto OPEC

Durante todo el proceso que lleva consigo plantar una naranja, cosecharla, transportarla, envasarla y llevarla a tu mesa se crean muchos desperdicios, mucha energía se pierde en el camino, y no solo eso, cuando tu exprimes una naranja para hacer jugo, solo usas la mitad de la misma.

Existe un proyecto que planea resolver el problema de los desperdicios haciendo reutilizable toda esa basura.

La cantidad de desperdicio que se crea en el tipo de sociedad urbanizada que vivimos es enorme, existen fugas por todas partes: en la producción, en el transporte, en el servicio y hasta en el consumo.

Solución

Para solucionar este problema muchos científicos trabajan arduamente buscando soluciones para disminuir estos gastos y desperdicios o para reutilizar esa parte que desechamos.

James Clark, un profesor de la Universidad de York en Inglaterra ha dicho que a través de la utilización de hornos de microondas se puede extraer ciertos químicos de los productos que desechamos diariamente.

Estos químicos podrían ser usados como biocombustible, y tan solo tras un proceso básico a través de pasar nuestros desperdicios por un horno microondas especial.

Esta tecnología sería claramente funcional en hogares, pero lo sería mucho más en fabricas y granjas.

Desperdicios

Por ejemplo, en África la producción de mandioca deja 228 millones de toneladas de desperdicios anuales. Por otra parte el café cosechado en Europa deja 3 millones de toneladas de desperdicios anuales.

En el Reino Unido más de la mitad de los desperdicios producidos provienen de la agricultura y de los desperdicios creados por las empresas de cereales.

Un ejemplo alarmante de los desperdicios proviene de la producción de jugo de naranja en Brasil, donde tras el proceso de elaboración aún queda la mitad de la naranja.

Proyecto OPEC

El proyecto OPEC de su sigla en inglés «Orange Peel Exploitation Company» y traducido al español «compañía por la explotación de la corteza de naranja» empezará a trabajar el año que viene en Brasil.

Este proyecto pretende convertir todos esos desperdicios de la corteza de naranja en biocombustible a través del proceso diseñado por James Clark.

El proceso

El sistema no fue revelado enteramente, pero por lo que sabemos funcionaría al insertar los desechos en un horno de microondas.

Este horno, con mucho más poder que uno de hogar creará ciertos efectos en los desechos los cuales desprenderán químicos los cuales luego se utilizarán para biocombustible.

Sin duda esto podría ser un gran avance sobre un problema tan complicado como los desperdicios humanos. Una tecnología hogareña e industrial que disminuya los desperdicios y los haga reutilizables será algo que nos beneficiará a nosotros y al planeta.

@HoyVerde para @Culturizando
Fuente: ojocientifico.com

Culturizando no se hace responsable por las afirmaciones y comentarios expresados por sus columnistas, anunciantes o foristas; y no reflejan necesariamente la opinión de la misma.
Culturizando se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que por su naturaleza sean considerados ofensivos, injuriantes, fuera de la ley o no acordes a la temática tratada.
En ningún momento la publicación de un artículo suministrado por un colaborador, representará algún tipo de relación laboral con Culturizando.


  • Me encanta
    0

  • Me divierte
    0

  • Me asombra
    0

  • Me entristece
    0

  • Me enoja
    0



Es tendencia