¿Tomar alcohol para calentarse puede ser nocivo para la salud?

¿Tomar alcohol para calentarse puede ser nocivo para la salud?

En climas fríos, muchas personas suelen beber alcohol como método para calentar el cuerpo, y según ellos, esto realmente funciona. Sin embargo, esta práctica aumenta las posibilidades de sufrir hipotermia, pues termina por enfriar aún más tus órganos.

¡No lo hagas!

Si alguna vez has bebido un “shot” puro de cualquier bebida alcohólica en momentos de frío, tal vez pensaste que esto te ayudó a calentarte, gracias al ardor que dicha bebida te brindó. No obstante, ese calor no es más que el reflejo de que tu cuerpo está actuando de manera contraria a cómo debería hacerlo en bajas temperaturas.

¿A qué se debe esto?

¡Órganos más fríos!

Cuando una persona se encuentra en un ambiente frío, el cuerpo inicia un proceso de protección a los órganos vitales, contrayendo las venas para acumular la mayor cantidad de sangre en aquellas zonas. Esto pasa con el objetivo de asegurar el calor corporal.

Es por esta razón que cuando te encuentras en ambientes con baja temperatura sientes más frío en tus extremidades. Ocurre así porque tu sangre está concentrada en el centro de tu cuerpo, junto a tus órganos.

Ahora bien, cuando consumes alcohol, este componente actúa como vasodilatador, es decir, dilata o expande todas las venas del cuerpo, regulando la circulación de la sangre por el resto de tu sistema sanguíneo. Por lo tanto, la sangre que mantiene el calor corporal de los órganos vitales se desvía hacia el resto del cuerpo.

Esto genera un enrojecimiento en la piel; que se debe a la circulación de sangre que, como resultado de la vasodilatación, pasa cerca de los termoreceptores del cuerpo. Así es como experimentamos la sensación de tener más calor, cuando en realidad nuestra temperatura interna disminuye.

Puede inhibir el temblor, o peor, provocar sudor

Otros de los peligros de beber alcohol en bajas temperaturas, es que bloquea la capacidad de temblar, otro mecanismo empleado por el cuerpo para preservar el calor corporal.

Temblar es el resultado de diversos espasmos involuntarios que experimentan los músculos, contrayéndose y expandiéndose rápidamente para generar calor corporal. Con los termoreceptores engañados por la vasodilatación del alcohol, el cerebro no envía señales al cuerpo necesarias para que este inicie los temblores.

Por último, cuando se bebe en exceso durante el frío, es posible que el cuerpo trabaje como si estuviera en un clima caluroso, por lo que empieza a sudar con el fin de enfriar el cuerpo. Esto generaría más consecuencias negativas, ya que se aceleraría el enfriamiento de los órganos internos, lo que podría conducir a una hipotermia.

Por todo esto se recomienda no beber alcohol en exceso cuando se está en un clima frío. Además, es importante mantenerse lo suficientemente abrigado en ambientes con bajas temperaturas, para que el cuerpo no funcione en condiciones forzosas.

Con información de: Telecinco / 20 Minutos

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 6
  • Me entristece 1
  • Me enoja 0



Es tendencia