Ramsés II: El célebre faraón

Ramsés II: El célebre faraón

Por Yo sí leo | Según los datos encontrados en las inscripciones de su tumba, Ramsés II vivió desde el 1303 hasta el 1213 a. C., y fue tres cosas a la vez: guerrero, constructor y mujeriego. Todo esto sin problema, pese a haber asumido el control de su país a edad bastante temprana, gracias a que estaba muy bien capacitado en el ámbito militar, así como también en el campo de las artes, la astronomía, las matemáticas e incluso la religión.

Mientras que algunos pueblos del oriente lo recuerdan como un gran rey guerrero, por la cantidad de batallas peleadas y victorias obtenidas, es también conocido como Ramsés el Grande por el increíble legado que dejó a su pueblo al construir obras y monumentos colosales. No obstante, también se le recuerda por haber usurpado obras de sus predecesores.

En cuanto a su vida amorosa, fue un conquistador por excelencia, ya que tuvo decenas de esposas, reinas y concubinas con las cuales procreó cientos de hijos, que estaban diseminados por todo el reino. El mismo faraón llegó a diseñar para varios de ellos enormes tumbas personalizadas en el valle de los Reyes, en las cercanías de la ciudad de Lúxor en el sur de Egipto; lugar donde se encuentran las tumbas de los faraones del  Nuevo Imperio.

No obstante, a pesar de que tuvo muchas mujeres e incluso llegó a casarse con dos de sus propias hijas, se considera que el amor de la vida de  Ramsés II fue su primera esposa, la reina Nefertari. En su honor el faraón dedicó la construcción del templo de Abu Simbel, aunque la reina no pudo verlo terminado debido a que murió antes de su culminación.

Templo de Ramsés II: monumento en Abu Simbel, Egipto – Imagen: Pexels.-

La longevidad del faraón

Conocido por sus grandes obras y batallas, Rámses II también se caracterizó por ser uno de los faraones más longevos en el poder, ya que se mantuvo como gobernante durante 66 años. Se presume, además, que fue durante este período que ocurrió el éxodo de los judíos liderados por Moisés.

Ramsés II murió a los 90 años, sobreviviendo a muchos de sus descendientes y fue colocado dentro de un sarcófago en su cámara mortuoria en el Valle de los Reyes, donde posteriormente en el año 1881, su tumba sería descubierta.

Su momia se encuentra actualmente en el museo Egipcio del Cairo. Por los rasgos de esta se puede apreciar que Ramsés fue un hombre de gran estatura, con la cara alargada y de nariz prominente.

Con información de: La Región / Muy Historia / Wikipedia / Imagen de portada: Wikimedia

  • Me encanta 11
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia