‘I Am Not Okay with This’ y el homenaje al cine de John Hughes

‘I Am Not Okay with This’ y el homenaje al cine de John Hughes

¿Qué ver en Netflix? | Inspirada en los dramas juveniles del director estadounidense John Hughes -conocido por ‘The Breakfast Club’ (1985), ‘Pretty in Pink’ (1986)-, ‘I Am Not Okay with This’ se trata de la nueva serie de Netflix, creada por Jonathan Entwistle, y protagonizada por Sophia Lillis y Wyatt Oleff.

I Am Not Okay with This, mucho más que un drama juvenil

I Am Not Okay with This -traducido al español como Esta mierda me supera-, sigue la historia de Syd, una adolescente de 17 años, que debe lidiar con las complejidades de una vida monótona en los suburbios de Pittsburg. Al mismo tiempo, se enfrenta a sus propias inseguridades, a la relación con su familia, el descubrimiento de su sexualidad, y las misteriosas fuerzas telequinéticas que comienzan a despertar desde lo más profundo de su ser. 

View this post on Instagram

Hoy, en #CápsulaRecomienda, nuestra redactora y Content Manager Gabriela Herrera (@gavahema), nos trae una de las comedias dramáticas más recientes de Netflix: 'I Am Not Okay With This'.🎬 Creadores: #JonathanEntwistle y Christy Hall. Basada en la novela gráfica de Charles Forsman. Año: 2020 Concebida como una mirada oscura, pero fascinante de una historia ambientada en los suburbios, la serie se sostiene sobre la base de un guion astuto, una narración sublime, una fotografía encantadora, un abrumador retrato de la cólera -desde la perspectiva de una adolescente de 17 años-, y una banda sonora que captura temas emblemáticos de la década de los 80. En este sentido, desde los guiños al cine de #JohnHughes -director de 'The Breakfast Club' (1985), 'Ferris Bueller's Day Off' (1986), 'Pretty in Pink' (1986)-, hasta la extraordinaria química con su co-estrella #WyattOleff, 'I Am Not Okay with This' evoca lo mejor de las historias coming-of-age, por medio de un formato donde no hay cabida a distracciones. La serie se encuentra protagonizada por #SophiaLillis, conocida por sus icónicas interpretaciones, en la miniserie 'Sharp Objects', como una pequeña Amy Adams, y en las dos entregas de 'It', de Andy Muschietti. 'I Am Not Okay With This' sigue la historia de Syd, una adolescente de 17 años, que debe lidiar con las complejidades de una vida monótona en los suburbios de Pittsburg, al mismo tiempo en que se enfrenta a sus propias inseguridades, a la relación con su familia, el descubrimiento de su sexualidad, y las misteriosas fuerzas telequinéticas que comienzan a despertar desde lo más profundo de su ser. ¿Ya la viste? ¿Qué te pareció? 🎬

A post shared by Cápsula Cinéfila (@capsulacinefila) on

La serie se encuentra brillantemente protagonizada por Sophia Lillis, conocida por haber formado parte de la miniserie del 2018, Sharp Objects -basada en el libro homónimo de Gillian Flynn y dirigida por el cineasta canadiense Jean-Marc Vallée-, producida por HBO. Asimismo, por su célebre interpretación como el personaje de Beverly Marsh, en la adaptación cinematográfica del libro It, de Stephen King, en el año 2017. 

En esta misma cinta, dirigida por el realizador argentino Andy Muschietti, la joven actriz compartió pantalla con el también protagonista de la serie, Wyatt Oleff, quien se encargó de dar vida a Stanley Uris, un adolescente de 13 años, en el pueblo ficticio de Derry. 

Es por medio de esta fascinante dupla, que I Am Not Okay with This es capaz de tomar elementos típicos de las historias coming-of-age, con la intención de crear algo completamente nuevo e interesante, partiendo de los clásicos del género juvenil.

«Sophia Lillis da fuerza a una serie que tiene suficiente inteligencia para no sobrecargarlo todo de ciencia ficción y encontrar los elementos humanos con los que se puede conectar” – IndieWire. 

Basada en la novela gráfica homónima del autor estadounidense Charles Forsman, I Am Not Okay with This establece el diálogo entre una típica serie de adolescentes que aprenden a lidiar con sus problemas en los suburbios, y una ambiciosa historia de superhéroes que, además, tiene la gracia de explicarnos a una de las figuras más importantes, dentro de las narrativas de este género:

“Cada uno de estos cómics cuenta con un visitante desconocido: un profesor, un viejo sabio, o alguna forma de figura mentora, ¿sabes? Es alguien que visita al héroe, le explica sus poderes y la mitología detrás de ellos… ¡Y cómo pueden sacar lo mejor de esos poderes!” – Stanley Barber, en el episodio «Stan by Me». 

Un homenaje al cine de John Hughes

Al conectar los poderes telequinéticos con el baño de sangre a final de temporada, los guiños a Carrie (1976), y al género del terror clásico en general, se vuelven indiscutibles. No obstante, existe dentro del universo de  I Am Not Okay with This, un referente capaz de reunir los mejores momentos de la serie: el cine de John Hughes. 

“Cada película de John Hughes es icónica a su manera, y mucha gente las toma como referencia para otras películas juveniles… Pero usar eso, y añadirle superpoderes, es una mezcla muy extraña. Me encanta la jugada” – Sophia Lillis, para Vulture.

Si tuviésemos que comparar, entonces, a los personajes de I Am Not Okay with This, con respecto a los de Pretty in Pink, Syd sería Andie Walsh; Stan, Duckie Dale; Dina, Blane McDonagh; y Brad, el insoportable y privilegiado Steff McKee. 

A continuación, un extracto de la cinta Pretty in Pink, donde Jon Cryer interpreta a Duckie Dale, en una de las escenas más icónicas de la filmografía de Hughes:

En I Am Not Okay with This, a más de 30 años del estreno del filme protagonizado por Molly Ringwald, Wyatt Oleff retrata a un nervioso Stanley Barber, alistándose para una fiesta:

En general, desde el particular encanto del personaje de Stanley Barber, evocando la esencia de Duckie Dale de Pretty in Pink (1986); los paralelismos del episodio «Another Day in Paradise» con respecto a la cinta The Breakfast Club (1985); el parecido de Sophia Lillis con Molly Ringwald, frecuente colaboradora del director; y el uso de una banda sonora que agrupa algunos de los mejores temas de la década de los 80; la primera temporada de la serie se plantea como el preludio de una extraña -pero ambiciosa- fusión entre géneros, que busca explorar las complejidades de la adolescencia, partiendo de los clásicos, hasta llegar a la vanguardia. 

Y es que el particular estilo del realizador estadounidense, célebre por haber escrito, dirigido y producido algunas de las películas más taquilleras entre 1980 y 1990 –Sixteen Candles (1984), Ferris Bueller’s Day Off (1986), y Home Alone (1990), además de las ya mencionadas-, se sustenta sobre la base de la reinterpretación de las obras de William Shakespeare, en un abordaje moderno de las historias coming-of-age.

«Another Day in Paradise», un homenaje a The Breakfast Club

En este sentido, Hughes consiguió convertirse en una especie de plantilla, a la que nuevos guionistas regresan una y otra vez, para modificar y explorar nuevas narrativas, fundamentadas en un género tan accesible y cercano, como las historias que transitan por el enrevesado dilema de la pubertad.  

Mientras que The Breakfast Club cuenta con las interpretaciones de Emilio Estevez, Anthony Michael Hall, Molly Ringwald, Judd Nelson, y Ally Sheedy, interpretando al atleta, el nerd, la popular, “el criminal” y la chica rara, respectivamente, Esta mierda me supera se toma la libertad de refrescar el concepto, con un contexto distinto, pero en una situación similar. 

En el caso de la serie, Brad es el atleta; Stan, el nerd; Dina, la popular, Jenny, «el criminal»; y Syd, la chica rara. No obstante, en lugar de usar su propia caspa para añadirle nieve a un dibujo, esta nueva interpretación es capaz de destruir una biblioteca solo con el poder de su mente. 

View this post on Instagram

it’s the freakin’ weekend

A post shared by I Am Not Okay With This (@iamnotokaywiththis) on

Gracias a la influencia de Hughes sobre los guionistas del siglo XXI, no es de extrañarse que, por ejemplo, la segunda temporada de la comedia británica Sex Education, también contemplase un episodio que homenajeara la mítica premisa de qué es lo que une a un grupo de estudiantes castigados. Solo que, en esta oportunidad, la respuesta a dicha pregunta fue abordada desde la perspectiva de la sororidad, tomando como referencia el auge del movimiento feminista de los últimos años. 

Así como las películas de Hughes lograron plasmar en la gran pantalla, los sentimientos y las frustraciones de personajes adolescentes heterosexuales, como nunca se habían abordado hasta la fecha en películas con temática juvenil, I Am Not Okay with This se permite aterrizar en un punto de la actualidad, en el cual las parejas queer también forman parte, y no son tan distintas de los cánones cinematográficos que toman como referencia. 

En este sentido, si bien Syd puede no estar preparada para lidiar con sus poderes telequinéticos, sí lo está para resolver sus conflictos familiares, hacer nuevos amigos, y reconocer, sin ningún problema, que siempre ha estado enamorada de su mejor amiga. 

Con información de: Vulture / Rotten Tomatoes / IMDbFoto: Netflix/Sofia Bryant, Wyatt Oleff, Sophia Lillis

  • Me encanta 0
  • Me divierte 0
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0



Es tendencia