El mito de Teseo, el héroe griego que derrotó al Minotauro

El mito de Teseo, el héroe griego que derrotó al Minotauro

La cultura griega es la cuna de muchos de los mitos más famosos e importantes en la historia. La mitología griega está plagada de dioses, héroes, bestias y batallas épicas que hoy día siguen asombrando a la humanidad; tal es el caso del mito de Teseo contra el Minotauro y su laberinto. 

Nacimiento y viaje a Atenas

Teseo fue hijo de Egeo, rey de Atenas que en su momento no lograba engendrar a un heredero. Luego de visitar al oráculo de Delfos, este le dijo a Egeo que “no abras tu odre hasta que regreses a Atenas”, mensaje que no entendió, pero Piteo -rey de Trecén- sí.

El oráculo quiso decir que Egeo no debía tener relaciones hasta llegar a Atenas, y en su próxima relación iba a engendrar a su heredero. Piteo, estando al tanto de la situación, emborrachó al ateniense para tener relaciones con su hija, Etra, y logra que su nieto fuese el heredero al trono de Atenas

La corona de Atenas era muy codiciada y Egeo no quiso exponer a su hijo ante dicho peligro, dejándolo así con su madre en Trecén para que desarrollase su juventud. El padre del héroe griego le dejó una espada y un cinturón debajo de una piedra que solo podría mover cuando tuviera la fuerza de un adulto; dichos presentes servirían para reconocer a su hijo si algún día viajaba a Atenas. 

Al cumplir los 16 años, Teseo descubre cuál es su origen porque su madre decide contarle la verdad. El héroe viaja rumbo a Atenas y durante su travesía logra sus primeras hazañas, luchando y matando a los gigantes Perifetes, Sinis y Procrustes, la cerda monstruosa de Cromión y los bandidos Cerción y Esciro. 

Teseo no tardó en hacerse con el trono de Atenas gracias a sus hazañas.-

Ofrenda al Minotauro

Ya en Atenas, el héroe decide no revelar su identidad. Egeo se había casado con la hechicera Medea y tuvo otro heredero, Medo. Medea descubre la verdad de Teseo y con tal de que su hijo se convirtiera en rey, Medea trata de hacerlo pasar como traidor. Egeo, creyendo en su esposa, le ordena luchar contra el toro de Creta. 

Teseo derrota al toro y es invitado a un festín para celebrar. Egeo trata de envenenarlo mientras seguía con la idea de que es un traidor, pero el legítimo heredero al trono usa la espada obsequiada para cortar la carne. El rey reconoce a su hijo y expulsa a Medea y Medo de Atenas.  

A los 18 años, Teseo se debe enfrentar con una antigua promesa  de su padre. Egeo asesinó al hijo del rey Minos, de Creta, y para evitar la cólera, prometió que cada siete años ofrecería a 14 vírgenes como ofrenda al Minotauro. En la tercera generación de ofrendas, Teseo se ofreció como voluntario para luchar contra la bestia.

En Creta, el ateniense se enamora de Ariadna, hija de Minos, quien le ofrece su ayuda con la promesa de luego ser su esposa. Teseo recibe un ovillo de hilo dorado para marcar su camino y no perderse en el laberinto del Minotauro, el otro trabajo titánico que debía realizar.

En su lucha con la bestia, Teseo usa una estrategia de huir del Minotauro para cansarlo y una vez que esté debilitado, asesinarlo. Su plan funcionó a la perfección, y con la ayuda del hilo logra escapar junto con las otras 13 ofrendas. 

El Minotauro era hijo del toro de Creta, otra bestia asesinada por Teseo.-

Mar Egeo 

Antes de partir a su aventura, Egeo le pidió a Teseo que, en caso de vivir, izaría velas negras en su barco, y en caso de morir, tendría velas blancas. Durante el viaje, una tormenta provoca la parada de la embarcación en la isla de Naxos; Ariadna bajó de la nave, y si bien hay distintas historias sobre lo que ocurrió -la olvidaron, la abandonaron o el barco tuvo que zarpar por las condiciones del clima-, la joven no continuó en el viaje a Atenas con Teseo y quedó varada en la isla

Por la emoción de la victoria, el asesino del Minotauro no recordó la promesa hecha a su padre y las velas del barco permanecieron blancas. Cuando la nave se acerca a las costas de Atenas, Egeo visualiza la lona y pensando en la supuesta muerte que representaban, decide arrojarse al mar para suicidarse. Ya coronado como el rey, Teseo decide nombrar al mar Egeo en honor a su padre e instaura el Estado ateniense

Con información de Mitología / Mitología Info / Red Historia / Foto: Shutterstock

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 1
  • Me entristece 1
  • Me enoja 2



Es tendencia