El ‘Huracán’ Carter, un terrible asesinato y una canción de Dylan (+Video)

Rubin Carter nació en Nueva Jersey, Estados Unidos el 6 de mayo de 1937, fue el cuarto de siete hermanos. Al poco tiempo de cumplir once años apuñaló a un hombre y fue sentenciado a un reformatorio juvenil. Carter explicó que solo estaba defendiendo a un amigo de un pedófilo. El huracán escapó del recinto a la edad de 17, se unió a la milicia y fue enviado al oeste de Alemania. Empezó a boxear para la armada mientras estaba en Alemania y en 1956 fue enviado a casa por no estar suficientemente capacitado para el servicio.

Al llegar a Estados Unidos fue arrestado por su huida del reformatorio y sentenciado a nueve meses de prisión. Durante este año, luego de esta breve condena, cometió varios asaltos por lo que fue condenado y encarcelado hasta 1961.

Con la recuperación de su libertad, Carter comenzó su carrera pugilística profesional. A pesar de su baja estatura para su peso, 1.73 m y  70-72.6 kg, tenía un estilo de pelea muy agresivo que, combinado con fuertes golpes, robaba peleas en los primeros asaltos. De esta manera se ganó el apodo de “Huracán”. La proezas más grande de su carrera en el boxeo, fue cuando en el año 1963 tumbó dos veces seguidas al futuro campeón del mundo Emile Griffith, ganando por Knock-out técnico.

Sin embargo su recorrido en el ámbito de las luchas, llegó a su fin cuando fue condenado a tres cadenas perpetuas por el triple homicidio ocurrido en Lafayette Bar and Grill de su ciudad natal.

El hecho ocurrió en 1966, Carter y su amigo John Artis salían del restaurante Lafayette Bar and Grill en el auto del boxeador, cuando en el local ocurrió un triple asesinato. Un criminal llamado Alfred Bello que se encontraba cerca del lugar robando, dijo haber visto a dos hombres negros salir armados y montarse en un carro blanco para huir. Casualmente el auto de Carter encajaba con esa descripción por lo que fue detenido. La policía no tomó huellas dactilares y no tenían el equipo para revisar si los detenidos tenían residuos de pólvora encima.

Durante la investigación, ningún testigo identificó a Carter o su amigo en la escena y la evidencia era muy vaga. No fueron condenados sino hasta que Alfred Bello dijo tener un testigo, Arthur Dexter Bradley, los dos testificaron que Carter y el amigo eran los culpables y que eran ellos justamente los que estaban huyendo del local. Esto llevó al arresto de Carter y John Artis.

El caso se mantuvo bajo perfil hasta que Bob Dylan en conjunto a Jacques Levy compuso la canción llamada “Hurricane”, lo que le dio mucha notoriedad al caso. Muhammad Alí también brindó apoyo al recluso, encabezando una marcha para reclamar un nuevo juicio. El juicio fue concedido pero no cambió el estado del Huracán.

No fue sino hasta el 7 de noviembre de 1985, que gracias al gran apoyo de la comunidad negra de Estados Unidos se le otorgó, la oportunidad de presentar pruebas nuevas. En el juicio se reconoció que no eran suficientes las pruebas y se le concedió su libertad después de 19 años de prisión. El juez comentó que la condena respondía “más al racismo que a la razón”.

Rubin Carter pasó el resto de su vida luchando por los derechos de los reclusos condenados injustamente y dando charlas motivacionales. Murió el 20 de abril del 2014 en Toronto, Canadá a causa de un cáncer de próstata.

Por Fernando Zerpa | Culturizando

Con información de: graphicwitness / c-span / marca / elpais | Foto: Wikimedia