¿Qué sabes de Robert Doisneau? (+Fotografías)

¿Qué sabes de Robert Doisneau? (+Fotografías)

El francés Robert Doisneau (1912-1994) es una de las figuras más indiscutibles de la fotografía del siglo XX y uno de los mejores ejemplos de hasta qué punto la fotografía puede ser Arte en el más pleno sentido del término.

Sus imágenes, evocadoras, tiernas y neorrealistas, de un París en blanco y negro forman parte esencial de la memoria colectiva de una época ya definitivamente perdida.

Los primeros años de Robert Doisneau

El padre de Robert Doisneau murió en servicio activo en la Primera Guerra Mundial, cuando Robert tenía unos cuatro años. Su madre murió cuando él tenía siete años por lo que fue criado por una tía.

A los trece años, Robert Doisneau se matriculó en la École Estienne, una escuela de arte donde se graduó en 1929 con títulos en el grabado y la litografía. Aquí tuvo su primer contacto con las artes.

A finales de la década de 1920 Robert Doisneau consiguió trabajo como dibujante en la industria de la publicidad en el Atelier Ullmann, un estudio creativo de gráficos que se especializó en la industria farmacéutica. Allí Robert Doisneau tuvo la oportunidad de cambiar de carrera por la que también actúa como asistente de cámara en el estudio y luego convertirse en fotógrafo personal.

Robert Doisneau en la década de los 30

Mientras trabajaba en el Atelier Ullmann, Robert Doisneau había ayudado como asistente de cámara y se convirtió en un fotógrafo de plantilla, pero en 1931 dejó el estudio y la publicidad.

En 1932, Robert Doisneau vendió su historia a la primera foto de la revista Excelsior.

En 1934, Robert Doisneau comenzó a trabajar como fotógrafo publicitario industrial para la fábrica de automóviles Renault en Boulogne-Billancourt. El trabajo en Renault aumentó el interés de Robert Doisneau por el trabajo con la fotografía y las personas. En 1939, Robert Doisneau fue despedido por llegar siempre tarde.

En 1939, Robert Doisneau fue contratado por Charles Rado de la agencia de fotografía Rapho y viajó por toda Francia en busca de historias con imágenes. Aquí es donde Robert Doisneau tomó sus primeras fotografías profesionales de la calle.

Robert Doisneau: guerra y resistencia

Robert Doisneau trabajó en Rapho hasta el estallido de la Segunda Guerra Mundial, donde fue reclutado por el ejército francés tanto como soldado y fotógrafo. Robert Doisneau estuvo en el ejército hasta 1940 y desde entonces hasta el final de la guerra en 1945 utilizó su dibujo, el arte las letras y las habilidades de grabado para forjar los pasaportes y documentos de identificación de la resistencia francesa.

La fotografía de posguerra de Robert Doisneau

Algunas de las fotografías más memorables de Robert Doisneau se tomaron después de la guerra, cuando volvió a la fotografía independiente y vendió fotografías a revistas internacionales. Robert Doisneau se unió brevemente a la agencia de fotos Alianza, pero se reincorporó a la agencia Rapho en 1946 y permaneció con ellos durante toda su vida laboral, a pesar de recibir una invitación de Henri Cartier-Bresson a unirse a Magnum Photos.

En sus fotografías, Robert Doisneau se negó a ridiculizar a las personas, por lo tanto se negó a fotografiar a las mujeres cuyas cabezas se había afeitado, como castigo por dormir con los alemanes.

En 1948, Robert Doisneau fue contratado por Vogue para trabajar como fotógrafo de moda. Los editores creían que iba a traer una mirada fresca y casual a la revista, pero Robert Doisneau no disfrutaba de las fotografías de mujeres hermosas en un entorno elegante, sino que prefería la fotografía callejera. Cuando pudo escapar de los estudios, fotografió cada vez más en las calles de París.

En la década de 1970 Europa empezó a cambiar y los editores buscaron nuevos reportajes que mostraran a su vez un modelo social nuevo. Robert Doisneau continuó trabajando, produciendo libros para niños, fotografía publicitaria y retratos de celebridades como Alberto Giacometti, Jean Cocteau, Fernand Léger, Georges Braque y Pablo Picasso.

Robert Doisneau trabajó con escritores y poetas como Blaise Cendrars y Jacques Prévert.

Le baiser de l’Hôtel de Ville (Robert Doisneau)

En 1950 creó su obra más reconocida, Le baiser de l’Hôtel de Ville. Se trata de una de las fotografías más populares de la historia y un icono por excelencia de la ciudad de París. Se la suele considerar tanto un símbolo del romanticismo y del amor joven, como una expresiva metáfora del sentido de la vida en la Europa de los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial. Reproduce una escena observada desde la terraza de un café con gente, en la que una pareja, con el ayuntamiento de París a sus espaldas, sin apenas detener su paso, se besan breve y rápidamente.

A continuación algunas fotografías de este destacado artista

La Musique des Puces

La Stricte Intimite

Le Fox-Terrier Au Pont des Arts

Le Manege de Monsieur Barre

Les Chiens de la Chapelle

Les Glaneurs de Charbon
Dario et Bario

@Culturizando

Culturizando no se hace responsable por las afirmaciones y comentarios expresados por sus columnistas, anunciantes o foristas; y no reflejan necesariamente la opinión de la misma.
Culturizando se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que por su naturaleza sean considerados ofensivos, injuriantes, fuera de la ley o no acordes a la temática tratada.
En ningún momento la publicación de un artículo suministrado por un colaborador, representará algún tipo de relación laboral con Culturizando.


  • Me encanta
    2

  • Me divierte
    0

  • Me asombra
    1

  • Me entristece
    0

  • Me enoja
    0



Es tendencia