‘Die Wilde Jagd’: la pintura que predijo los horrores de Hitler

‘Die Wilde Jagd’: la pintura que predijo los horrores de Hitler

No es secreto para nadie los terribles acontecimientos que ocurrieron en la Segunda Guerra Mundial, especialmente los que fueron planificados y ejecutados por el dictador nazi Adolf Hitler… sin embargo, hoy nos centraremos en una importante pintura que puede haber predicho las barbaries que él cometería 50 años después… ‘Die Wilde Jagd’.

La interesante historia comienza con el pintor alemán Franz von Stuck (1863 – 1928) – Imagen: Wikimedia.

El estilo de pintura de Franz von Stuck era parte de las corrientes del simbolismo y el art nouveau, pero el artista también se destacaba como grabador, escultor e incluso arquitecto.

Von Stuck es más recordado por su autorretrato mostrado anteriormente y por obras que muestran desnudos femeninos, pero hay una pintura en particular que realizó en 1889 que puede haber profetizado el ascenso y yugo de Adolf Hitler…

Adolf Hitler llegó al poder en 1933 – Imagen: Wikimedia.

La cacería salvaje

En la pintura de Von Stuck, Die Wilde Jagd (La cacería salvaje) podemos ver al dios germánico Wotan (mejor conocido como Odín, el rey de los dioses) liderando un ejército de muertos, lo que representa el famoso mito del folklore europeo, conocido por el mismo nombre de la pintura.

Según la leyenda, La cacería salvaje era un terrible augurio: todo ser vivo que se cruzara en su camino tenía la elección de unirse a ellos por la eternidad o morir; y no solo eso, sino que su presencia se consideraba como un presagio de una plaga o una guerra.

Entonces este lienzo no es solo impactante por su talento con la pintura, sino por la expresión tétrica del dios durante un evento mitológico de tanta connotación negativa, mientras es acompañado por figuras de aspecto espectral… ¿Qué tiene que ver con Hitler? El dictador nazi nació en 1889, el año en que fue finalizada la pintura…

Sí, probablemente piensas que es un poco exagerado considerar que solo por eso la pintura pudo profetizar a uno de los más grandes genocidas de la historia, pero no es únicamente por el año, sino porque Adolf Hitler luce prácticamente igual que Wotan, el dios mostrado en la pintura…

El notorio parecido de Hitler es algo que ha sido muy mencionado por algunos conocedores del arte y de la historia, especialmente porque la pintura fue finalizada el año en que él nació, y si bien el pintor alemán debe haber sabido de la existencia de Hitler, quien ya se encontraba escalando al poder, Von Stuck murió en 1928, años antes de que Hitler llegara a la cancillería alemana.

‘Die Wilde Jagd’ de Franz von Stuck – Imagen: Wikimedia.

No obstante, se piensa que la similitud en sus respectivas apariencias no es una casualidad: Hitler, quien era amante del arte y además pintor por sí mismo, era una gran admirador de las obras de Von Stuck, y según el portal History Answers, tenía la pintura en su galería personal. Es por esto que se piensa que Hitler copió la apariencia de Wotan en la pintura, buscando parecerse al dios principal de la mitología germana y así poder imitar lo que él y los nazis consideraban como “valores germanos”.  De hecho, una vez que llegaron los nazis al poder, las pinturas de Von Stuck relacionadas a la mitología, se convirtieron en un ejemplo de estos valores.

Entonces, según el autor Robert Waite, Hitler replicó el peinado, el bigote, e incluso se inspiró para crear su agresiva forma de oratoria de esta pintura que tenía su edad.

Si bien lo más probable es que Hitler haya copiado la apariencia del dios nórdico premeditadamente y puede que la pintura no sea del todo “profética”, la coincidencia de que fue creada justo en su año de nacimiento todavía es impactante. Además, el hecho de que Hitler quisiera parecerse al dios más importante de los nórdicos en una pintura con tan fuerte simbología de malos presagios, hace la anécdota aún más aterradora a que fuera una simple casualidad…

Con información de: History Answers / Arte XIX / Wikipedia

  • Me encanta 0
  • Me divierte 0
  • Me asombra 2
  • Me entristece 1
  • Me enoja 0



Es tendencia