Ríos contaminados con fármacos convierten a los peces en antisociales y glotones

Ríos contaminados con fármacos convierten a los peces en antisociales y glotones

Las percas de río sometidas a Oxazepam, un fármaco empleado para tratar la ansiedad en humanos, pierden el miedo a explorar lugares peligrosos y se vuelven glotones y antisociales, según revela un trabajo publicado en Science.

Los científicos, de la Universidad de Umeå, (Suecia), no estudiaron el efecto de los ansiolíticos en los peces por mera curiosidad. Muchos ríos europeos están contaminados con restos de diversos fármacos, ya que las depuradoras tienen escasa capacidad de eliminar ciertas sustancias químicas de las aguas de deshecho. Aunque conocemos los efectos de estos medicamentos sobre los humanos, hasta ahora pocos investigadores han evaluado sus consecuencias sobre los ecosistemas.

Los peces fueron expuestos a concentraciones de Oxazepam similares a las encontradas en los ríos de Suecia. “Generalmente, estos peces son tímidos y cazan en bancos. Se trata de una estrategia de supervivencia.”, explica Tomas Brodin, uno de los autores. “Sin embargo, las percas que nadaban en Oxazepam se volvían mucho más temerarias”. Los peces bajo los efectos del ansiolítico abandonaban el banco para cazar por su propia cuenta, una conducta que puede llegar a ser peligrosa ya que cuando las percas van en grupo resultan más difíciles de atrapar por sus depredadores.

Además, estos peces se volvían más voraces y comían más rápido. “Ahora tenemos que estudiar las consecuencias que puede acarrear este comportamiento. Si algunos peces empiezan a comer más, este cambio puede afectar a la composición de especies, por ejemplo, o conducir a un aumento en la proliferación de algas”, ha explicado el investigador.

De momento no se conocen métodos eficaces para eliminar los restos de ciertos medicamentos de las aguas residuales. Mientras tanto, los científicos recomiendan no tirar medicamentos caducados por el retrete y recetar fármacos más ecológicos, en los casos en los que exista este tipo de alternativa. Es fundamental también realizar más estudios que identifiquen los efectos de los diferentes productos sobre los ecosistemas a los que llegan.

Fuente: muy interesante

Culturizando no se hace responsable por las afirmaciones y comentarios expresados por sus columnistas, anunciantes o foristas; y no reflejan necesariamente la opinión de la misma.
Culturizando se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que por su naturaleza sean considerados ofensivos, injuriantes, fuera de la ley o no acordes a la temática tratada.
En ningún momento la publicación de un artículo suministrado por un colaborador, representará algún tipo de relación laboral con Culturizando.


  • Me encanta
    0

  • Me divierte
    0

  • Me asombra
    0

  • Me entristece
    0

  • Me enoja
    0



Es tendencia