Winston Churchill en 10 datos que no conocías y 10 grandes frases

Nov 30, 2017 | Cultura General - Frases

Considerado como uno de los hombres más influyentes en la historia no solo del Reino Unido sino del mundo,  estadista, historiador, escritor, orador y político inglés, Winston Churchill, nació el 30 de noviembre de 1874, en el Palacio de Blenheim, Inglaterra, y falleció el 24 de enero de 1965, en Londres.

 

1. Su faceta política es sin duda la más conocida, pero Winston Churchill fue también un prolífico artista. Llegó a realizar más de 600 obras, alternado cuadros de muy poca calidad con otras de gran maestría, como su obra maestra View of Tinherir que en 2006 llegó a venderse por 612.800 libras.

«Aquello que nunca se debe hacer en público, es hablar de sexo, política o religión».

 

2. Churchill fue un estudiante mediocre, y sus pobres resultados no le permitieron acceder a la universidad. Es por ello que optó por la carrera militar en la Academia Sandhurst, pero necesitó tres intentos para pasar la prueba de acceso.

«Aunque personalmente me satisfaga que se hayan inventado los explosivos, creo que no debemos mejorarlos».

3. Durante su estancia en Cuba adoptó la siesta como hábito, una práctica que siguió realizando toda su vida cuando las circunstancias se lo permitían. De hecho el asesor militar Sir Hastings Ismay y el General Alan Brooke reconocieron que solían celebrar sus reuniones a mediodía en el dormitorio de Churchill, cuando éste se había levantado de su siesta y aún estaba en pijama.

«El mejor argumento en contra de la democracia es una conversación de cinco minutos con el votante medio».

4. Hoy en día es una abreviatura usada casi exclusivamente por adolescentes, pero la palabra ‘OMG’ para referirse a Oh my god! fue usada por primera vez en una carta que se dirigía a Winston Churchill escrita por Lord Fisher en 1917.

«Existen tres tipos de personas; aquellas que se preocupan hasta la muerte, las que trabajan hasta morir y las que se aburren hasta la muerte».

5. Winston Churchill hizo del belicista Adolf Hitler su gran némesis, pero paradójicamente convirtió al pacifista Gandhi en su segundo gran enemigo. El activista hindú pasó a ser centro de todas las críticas del británico, que lo definía entre sus allegados como “un sedicioso abogado que ahora juega a hacerse el faquir”, e incluso manifestó su deseo de ver a Gandhi morir durante una de sus numerosas huelgas de hambre.

«La cometa se eleva más alto en contra del viento, no a su favor».

6. Churchill fue extremadamente propenso a sufrir accidentes. Ya como niño se dañó gravemente un riñón al caer desde un puente, lo que le obligó a permanecer casi 3 meses en cama. Posteriormente estuvo a punto de ahogarse en un lago durante unas vacaciones en Suiza, cayó en varias ocasiones cuando montaba a caballo, se dislocó un hombro durante un desembarco en India, se estrelló con un avión cuando aprendía a pilotar e incluso una de sus giras en Estados Unidos estuvo a punto de ser suspendida ya que fue atropellado por un coche cuando cruzaba una calle en la Quinta Avenida de Nueva York.

«La guerra es una invención de la mente humana; y la mente humana también puede inventar la paz».

7. Walter Thompson puede ser considerado el auténtico “ángel de la guarda” del Churchill. El guardaespaldas del estadista le salvó la vida en no menos de 20 ocasiones y en múltiples escenarios que incluyen bombardeos aéreos del Blitz alemán, atentados del IRA o grupos nacionalistas indios, ataques por agentes nazis e incluso la explosión de una bomba colocada por un grupo de extrema izquierda de Grecia.

 

«La imaginación consuela a los hombres de lo que no pueden ser. El humor los consuela de lo que son».

8. Tras finalizar la Segunda Guerra Mundial el famoso alcoholismo de Churchill fue en aumento. Se levantaba tarde, normalmente pasadas las 9:30, y su desayuno solía incluir un whisky con soda. A la hora de comer disfrutaba de una pinta de champagne y un vaso de coñac. Para la cena volvía a beber otra pinta de champagne, y entre ambas consumía varios vasos de vino. En días especiales también incluía una botella de brandy.

«La política es más peligrosa que la guerra, porque en la guerra sólo se muere una vez».

9. Entre 1895 y 1900 Churchill sirvió como reportero de guerra en algunos de los lugares más peligrosos del planeta. Ello no sólo le hizo ganar fama como periodista, sino también mucho dinero, ya que en 1899 firmó un contrato con el jornal Morning Post que le otorgaba un salario de 250 libras mensuales (que equivaldría a casi 30.000 libras en la actualidad) más gastos pagados, lo que le convirtió en el reportero mejor pagado del momento.

«Las palabras antiguas son las mejores, y las breves las mejores de todas».

10. Churchill es el único político británico que ha ganado un Premio Nobel de Literatura, el único que cuenta con dos monedas conmemorativas por la Fábrica de Moneda del Reino Unido y uno de las pocas personas que ha recibido el título de ciudadano de honor de los Estados Unidos.

«El éxito es la capacidad de ir de un fracaso a otro sin perder entusiasmo».

Con información de Eliberico.com | Frases y pensamientos

  • Me encanta 6
  • Me divierte 0
  • Me asombra 1
  • Me entristece 1
  • Me enoja 0