La interesante historia del micrófono

El micrófono es un transductor electroacústico. Su función es la de traducir las vibraciones debidas a la presión acústica ejercida sobre su cápsula por las ondas sonoras en energía eléctrica, lo que permite por ejemplo grabar sonidos de cualquier lugar o elemento.

En 1827, Charles Wheatstone utilizó por primera vez la palabra “micrófono” para describir un dispositivo acústico diseñado para amplificar sonidos débiles. Procede de los vocablos griegos “micrófono” (pequeño) y “phon” (sonido)

El primer micrófono formaba parte del Fonógrafo, el dispositivo más común para reproducir sonido grabado desde la década de 1870 hasta la década de 1880 y donde precisamente comenzó la historia del micrófono y las grabaciones de audio. Fue conocido como el primer “micrófono dinámico”.

En 1876, Alexander Graham Bell, simultáneamente con Elisha Gray, registraron una patente del “telégrafo hablado” (el primer teléfono). Por primera vez se incluye el micrófono funcional que usa un electroimán.

En 1877, David Edward Hughes diseñó una nueva clase de micrófono, el micrófono de “contacto suelto” o “carbón”, un diseño no magnético basado en partículas conductoras de carbón embalados libremente en una respuesta incluida a la presión que variaba de un diafragma de los sonidos, la resistencia eléctrica a través de los gránulos del carbón cambiantes proporcional como las que tienen los teléfonos.

El paso importante siguiente en diseño del transmisor estaba por Henry Hunnings de Inglaterra. Él utilizó los gránulos del coque entre el diafragma y un metal detrás platee.

En 1878 , es diseñado el primer micrófono de bobina móvil. Este diseño fue patentado en 1879.

En 1917, presentan el primer micrófono de condensador práctico y moderno.

En 1920, llegó en la era comercial de la difusión. Algunos de los aficionados y de los cantantes bien informados comenzaron a jugar recursos y a usar los micrófonos con sus programas. La estación de radio temprana utilizó el teléfono del candlestick para un micrófono.

El paso siguiente era proveer de los actores un micrófono que permitiría que estuvieran parados y que se realizaran. Para este uso el constructor tomó el transmisor del teléfono del candlestick, substituyó la boquilla corta por el megáfono y resbaló esta combinación dentro de una manga alineada fieltro de la baquelita cerca de ocho pulgadas de largo y puso pernos de argolla pequeños en cada extremo para suspenderlo de arriba.

El primer micrófono, que hizo para la industria de la película era el PB17. Era a sandblasted el cilindro de aluminio, 17 pulgadas de largo y el fondo del The de 6 pulgadas de diámetro fue redondeado con un yugo para llevar a cabo el elemento de la cinta, que tenía una pantalla perforada protectora. La estructura magnética utilizó un electroimán que requería seis voltios en un amperio.

En 1931 Western Electric presenta el primer micrófono dinámico: el modelo 600, serie 618. También en 1931, la marca RCA presenta el primer micrófono de cinta bidireccional: 44ª de imán permanente. En 1947, se funda AKG en Viena.

En 1948, Neumann lanza el micrófono a válvulas U47, el primer micrófono de condensador con patrón conmutable entre cardioide y omnidireccional. Acabó convirtiéndose en todo un clásico para grabar voces desde que se supo que Frank Sinatra se negaba a cantar sin su U47.

Desde 1920 hasta la actualidad se ha ido innovando en tecnologías hasta lograr dividir el micrófono en 2 tipos, los dinámicos y los condensadores.

Dinámicos

Los micrófonos dinámicos se pueden considerar como similares a los altavoces convencionales en la mayoría de los aspectos. Ambos tienen un diafragma (o cono) con una bobina de la voz (una bobina larga del alambre) unida cerca del ápice.

Condensadores

Los micrófonos condensadores (o de condensador) utilizan una membrana ligera y una placa fija que actúan como lados opuestos de un condensador. La presión del sonido contra esta película fina del polímero hace que se mueva. Este movimiento cambia la capacidad del circuito, alterando la salida eléctrica.

Foto: Shutterstock

  • Me encanta 1
  • Me divierte 0
  • Me asombra 1
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0