Lo que no sabías sobre Farrah Fawcett

Feb 02, 2017 | Cine - Cultura Pop

Farrah Fawcett fue una actriz estadounidense. Nació con el nombre de Mary Farrah Leni Fawcett en Corpus Christi (Texas) el 2 de febrero de 1947 y falleció en Santa Mónica (California), el 25 de junio de 2009.

Fue muy popular en los años setenta y ochenta gracias a la serie de televisión Los Ángeles de Charlie y llegó a ser considerada un ícono de la cultura pop y una verdadera sex symbol.

Hoy para recordarla, te traemos algunas curiosidades sobre la vida de esta inolvidable rubia.

• Se inscribió en la Universidad de Texas en Austin, donde tenía planeado en un principio estudiar microbiología.

• A finales de los años sesenta y a principios de los setenta se introdujo en el mundo de la publicidad, aprovechando un físico exuberante. Entre ellos, especialmente populares en EE. UU. fueron los anuncios de champú.

• Su debut en el cine ocurrió en 1969 en la película francesa “Love is a Funny Thing”.

• Farrah estuvo casada entre 1973 y 1982 con el actor Lee Majors (de quien tomó el apellido en ese entonces).

• Su consagración llegó en 1976 como una de las tres atractivas protagonistas del éxito televisivo “Los Ángeles de Charlie”. Este se convirtió en el show más visto de la temporada 1976-77.

• Un ícono de la cultura popular de los 70s fue el famoso poster (afiche) de Farrah del cual se vendieron más de 6 millones de copias.

• A principios de los 80s comenzó una relación con el también actor Ryan O´Neil, con quien tuvo un hijo, Redmon O´Neil.

• En 1995 posó para Playboy.

• En septiembre de 2006 fue diagnosticada con cáncer colorrectal. Cuatro meses después anunció que el cáncer había desaparecido, pero la enfermedad volvió en mayo del 2007.

• Fawcett falleció el 25 de junio de 2009, su muerte se vio opacada en los tabloides y noticieros por coincidir con el fallecimiento del Rey del Pop Michael Jackson.

• Extrañamente Farrah Fawcett no fue reconocida en el tradicional video con las menciones de los fallecidos, en la entrega del premio de la academia de ese año, hecho que dejó a fanáticos y aficionados con un sabor amargo.