Junio 22, 2018

El Pelusa, la mano de Dios y los goles de la historia

El Pelusa, la mano de Dios y los goles de la historia

Corría el 22 de junio de 1986, minuto 6 del segundo tiempo del partido Argentina contra Inglaterra. Ali Bin Nasser, un árbitro tunesino, dio la sentencia a favor. El centro de Valdano fue desviado por el defensa del equipo inglés y Diego Maradona que saltó junto a Peter Shilton, le pegó al balón con la mano haciendo entrar la pelota al arco, todo el Estadio Azteca de México, presenciaba el famoso gol de la mano de Dios.

Era un momento tenso, las relaciones entre Argentina e Inglaterra no han sido las mejores desde el conflicto bélico por las Islas Malvinas, en el cual Argentina reclama la soberanía de su territorio. Esta tensión presente también en la cancha, se vio rebasada cuando el árbitro, a pesar de los ingleses validó el controvertido gol.

Sin embargo toda duda, inconformidad o molestia, quedó en un segundo plano cuando el mismo protagonista del gol de la mano de Dios, recorrió 60 metros en 10 segundos, después de haber recibido el balón a escasos diez metros de la línea del centro del campo en su propio terreno de juego. Gambeteó una vez a Peter Beardsley, otra a Peter Reid, dos veces a Terry Butcher y una a Terry Fenwick, cerrando finalmente a Peter Shilton, para anotar lo que hoy conocemos como el Gol del Siglo, con el cual logró marcar el 2 a 0 que le dio la victoria a su equipo.

El mejor gol en la Historia de la Copa Mundial de Fútbol, es decir, el gol del Siglo, fue sin embargo una distinción que se creó muchos años después, la cual se decidió a través de una encuesta en el portal web de la FIFA, durante la Copa Mundial de fútbol de la FIFA del año 2002. Allí se realizó una votación durante 6 semanas para definir el mejor gol en la historia de los mundiales.

La votación se llevó a cabo por la FIFAworldcup.com y la marca de cervezas Budweiser, dando como ganador un gol marcado por Diego Armando Maradona, el segundo del partido jugado contra Inglaterra en los cuartos de final de México 1986, ese 22 de junio de 1986, en el Estadio Azteca de la Ciudad de México, cuando 114.580 aficionados y el mundo entero, presenciaron en un mismo partido, el mejor gol de la historia del fútbol y el gol de la mano de Dios, ambos a cargo del laureado Maradona.

Foto: meunierd / Shutterstock.com

  • Me encanta 1
  • Me divierte 1
  • Me asombra 0
  • Me entristece 0
  • Me enoja 0